Receta: ravioles rellenos de hongos con crema de tomates secos al ajo

Lu B. por
1
40.5K
Receta: ravioles rellenos de hongos con crema de tomates secos al ajo
40.5K

Los ravioles son un tipo de pasta rellena. Las recetas varían de acuerdo a los ingredientes que se coloquen dentro de la masa. En esta versión de Vegan Yumminess, se los prepara con hongos. Si bien lo más común es acompañar estas pastas con salsa de tomate, aquí se las cubre con una crema mezclada con tomates secos al ajo.


Estas pastas caseras son aptas para quienes no consumen productos de origen animal. Además, son muy saludables, ya que no contienen soja ni azúcar y se usa muy poco aceite. La receta también puede adaptarse a celíacos. Sólo se debe reemplazar la masa por una que no tenga gluten.

Crema con tomates secos al ajo

Ingredientes

- 1/4 de cebolla picada bien chiquita (la morada es la que queda mejor)
- 1 diente de ajo picado
- 1 cucharadita de aceite de oliva virgen extra
- 444 ml de leche de coco (receta)
- 1 taza de agua
- 1/2 taza de anacardos (castañas de caju)
- 2 cucharadas de levadura nutricional
- 1 cucharada de jugo de limón
- 1 cucharada de almidón de maíz (o cúrcuma en polvo o harina)
- 1/2 cucharadita de sal (a gusto)
- 2 cucharadas de tomates secos picados

Preparación

1. Sofríe la cebolla y el ajo en aceite de oliva por aproximadamente un minuto o hasta que la cebolla empiece a ablandarse y verse transparente. Cuando esto suceda, quita la sartén del fuego.

2. En una licuadora, coloca la leche de coco, el agua, los anacardos, el almidón de maíz, el jugo de limón, la sal y la levadura nutricional. Licua hasta obtener una pasta de textura suave.

3. Vierte la pasta que preparaste en el paso anterior dentro de la sartén sobre la cebolla y el ajo sofritos. Enciende el fuego nuevamente y revuelve constantemente con un batidor hasta que la crema empiece a hervir. En ese momento, incorpora los tomates secos y sigue revolviendo. La mezcla debe hervir durante 3 o 5 minutos, o hasta que desaparezca la espuma de la superficie y comience a espesar.

4. Sirve la crema caliente sobre la pasta.

Relleno de hongos

Ingredientes

- 2 1/2 taza de hongos picados bien chiquitos
- 1 taza de cebolla picada bien chiquita
- 1 diente de ajo picado
- 1 cucharadita de sal
- 1/2 taza de anacardos (castañas de caju)
- 1/2 taza de agua
- 1 cucharada de perejil fresco picado

Preparación

1. Sofríe los hongos en aceite de oliva junto con la cebolla y el ajo hasta que empiecen a ablandarse y casi todo el líquido se haya evaporado. Cuando esto suceda, apaga el fuego.

2. En una licuadora, coloca los anacardos, el agua y la sal. Licúa a máxima velocidad hasta que no queden trozos de anacardos y la mezcla tenga una textura suave y cremosa.

3. Vierte la crema que preparaste en el paso anterior dentro de la sartén, sobre los hongos, la cebolla y el ajo. Enciende el fuego nuevamente y cocina a fuego medio / alto por aproximadamente cinco minutos, o hasta que la crema se espese un poco.

Masa de ravioles

Ingredientes

- 1 1/2 taza de sémola
- 1 1/2 taza de harina común
- 1/2 cucharadita de sal
- 3/4 de taza y tres cucharadas de agua
- 2 cucharadas de aceite de oliva virgen extra

Preparación

1. En un recipiente mediano, mezcla la harina con la sémola y la sal hasta que los ingredientes estén bien incorporados. En el medio, haz un pocito.

2. Coloca el agua y el aceite de oliva en un tazón. Bátelos un poco con un tenedor y vierte el líquido en el pocito que hiciste en el paso anterior.

3. Con un tenedor, incorpora lentamente la harina a la mezcla de agua y aceite. Haz esto hasta que la masa sea demasiado espesa como para seguir mezclando.

4. Amasa el bollo con tus manos por 5 u 8 minutos. Haz una bola grande y cúbrela para evitar que se seque. Deja que repose por 8 o 10 minutos.

5. Divide el bollo en dos partes iguales. Sobre una superficie ligeramente enharinada, aplana ambas partes usando un rodillo de amasar. Debes obtener dos rectángulos de aproximadamente 85 cm de largo por 15 cm de ancho.

6. Sobre uno de los rectángulos marca 24 cuadrados con lados de entre 6 y 8 cm. Usa un cuchillo para untar para hacer esto.

7. Coloca aproximadamente dos cucharaditas del relleno de hongos en el medio de cada cuadrado.

8. Coloca un poquito de agua en un tazón y moja tus dedos. Con ellos, debes humedecer las líneas marcadas en el paso 6 para delimitar los cuadrados. Esto te permitirá pegar las dos masas.

9. Con mucho cuidado, coloca el segundo rectángulo de masa sobre el primero. Presiona ligeramente alrededor de cada montículo de relleno.

10. Corta cada cuadrado con un cuchillo. Pisa los bordes de la masa con un tenedor para pegar bien las dos capas.

11. Ahora, puedes optar por colocar los ravioles sobre una bandeja y guardarlos en el refrigerador o en el congelador, o puedes cocinarlos inmediatamente. Para eso, viértelos en una olla con agua salada hirviendo y deja que se cocinen por 6 a 8 minutos, o hasta que floten en la superficie por uno o dos minutos.

12. Cuando los ravioles estén listos, sácalos del agua con una cuchara coladora y colócalos sobre un trozo de papel de cocina para que se escurran bien.

13. Sirve la pasta en cada plato y, por encima, vierte un poco de salsa.

Comentarios