Este autobús podría funcionar gracias a las hormigas

Compartir
Este autobús podría funcionar gracias a las hormigas

En la búsqueda de energías alternativas, cada vez son más las opciones que buscan desplazar al actual paradigma basado en los combustibles fósiles como el carbón y el petróleo. Quizás hayas oído hablar sobre la energía solar, la eólica, o la  generada a partir del agua en las polémicas represas.


Nuestra forma de trasladarnos de un sitio a otro también está puesta en duda, y en eso seguramente también conozcas los autos, motos o bicicletas eléctricas que reducen la cantidad de gases contaminantes emitidos a la atmósfera. Pero posiblemente no hayas escuchado antes esta idea que se le ocurrió a un grupo de estudiantes de la Universidad  de Tecnología de Eindhoven, Holanda, y que promete ser pionera en movilidad sustentable. 

Alrededor de 40 alumnos formaron un equipo ("Team Fast") y diseñaron un autobús que, a diferencia de otras propuestas, es el primer sistema del mundo que se abastece con ácido fórmico que inyectan algunas hormigas y abejas como autodefensa, logrando  25kW de potencia.


"Hidrocina" fue el combustible líquido que lograron mediante el ácido fórmico, que puede transportarse y cargarse fácilmente en un carro como la gasolina convencional.  El mismo fue inventado a través de una reacción química entre agua (H2O) y dióxido de carbono (CO2).

La idea de fondo es introducir un concepto de movilidad seguro y fácil de adoptar en nuestra forma de vida actual.

Desde la Universidad señalan que los beneficios de usar ácido fórmico en esta aplicación contemplan que es sostenible, neutro en CO2, seguro y líquido. Se cree, además, que a fines de este año el autobús comenzará a circular por las calles.

Polémicas y zonas oscuras del proyecto

Emisiones de CO2

El autobús emite CO2, pero el equipo argumenta que el que se utiliza para hacer el combustible proviene de fuentes que ya emiten este gas (como el humo de los caños de escape), y por ende no se producen cantidades adicionales de él.  Además, no emite otros gases tóxicos como óxido de nitrógeno o dióxido de azufre.

Crueldad animal

Para hacerlo, según señalan, no se matan hormigas, pero no queda en claro entonces cómo se extrae el ácido. Además, al ser las abejas unas de las que lo contienen, podría representar una amenaza más a uno de los insectos más importantes para la vida.

¿Sustentable o no?

Fuentes:
BBC
Comentarios