Esta pareja salió de viaje y eligió tener su bebé en casa

14.4K
Esta pareja salió de viaje y eligió tener su bebé en casa
14.4K

Él es de Estados Unidos y ella, de Brasil. El amor por la permacultura los encontró en una comunidad de California y los enamoró. Juntos dieron vida a un proyecto llamado Proyecto Común Tierra, un mapa en línea y un directorio de proyectos de permacultura en América Latina.


A partir de ahí, lo que Leticia y Ryan habían previsto como un viaje de un año por Brasil se transformó en un recorrido de cuatro años por más de 80 comunidades sostenibles de toda América Latina, con una cámara en mano y a bordo de una casa rodante tan colorida que podía verse con facilidad al pasar por la carretera.

Tanto cariño le tomaron al vehículo durante su viaje que Ryan y Leticia decidieron llamarlo “Minhoca” (nombre en portugués para la lombriz de tierra). Pero, además de ser central en su recorrido, Minhoca es acorde a la ideología que comparte la joven pareja: posee baño seco, paneles solares y una bici-máquina que permite lavar la ropa, licuar frutas y facilitar el bombeo de agua, ahorrando muchas horas de trabajo manual y economizando a su vez el consumo de electricidad.


Esta pareja salió de viaje y eligió tener su bebé en casa

Al darse cuenta además de que en su viaje encontraban de primera mano información sobre permacultura y comunidades que no estaba accesible para quien sintiera el interés de informarse más, la pareja agregó un plus educativo a su proyecto, brindando talleres y proveyendo información en su blog, que además incluye un mapa y videos.

“Un gran reto que tenemos en el movimiento de la sostenibilidad es construir una comunidad entre regiones y países, y la construcción de estructuras de mayor colaboración, con comunicación fluida para que no se pierda la chispa de la inspiración”, señala Ryan. Y agrega: "Permacultura para mí es una forma de ver las cosas. Se trata de un lente si se quiere. Así lo veo, como una perspectiva y como una lente en lugar de solo un conjunto de herramientas”, dice Ryan.

A esto, Leticia también aporta que: "La permacultura es la nueva cultura. Es holística, ya que incluye los niveles espirituales, racionales y prácticos. Es más poderosa que solo las técnicas y talleres. Nos muestra una manera de conectarse a la tierra, servir a la naturaleza y ser una parte de la naturaleza".

Anahí: una nueva vida nace en el viaje

Esta pareja salió de viaje y eligió tener su bebé en casa- embarazo

A lo largo de su recorrido, la pareja se enteró de que serían padres. Anahí, como se llamó su pequeña, viajó 7 de los 9 meses que estuvo en la panza de su mamá y nació en medio de una familia nómada.

“Recibimos bendiciones de todos lados, y sentimos que Anahí iba a nacer en una hermosa comunidad que se extendía por todo el Planeta”, señala Leticia.  

Pero llegó un momento del recorrido que las náuseas se hacían más intensas en los viajes y la propia panza reclamaba espacio y estabilidad. Por eso la pareja decidió quedarse en Santa Catarina (Brasil) y tener a Anahí en su casa.  

Al respecto del por qué, Leticia señala que: “Las prácticas y técnicas del parto moderno están cambiando rápidamente, convirtiendo el parto en un proceso industrializado orientado solo por la tecnología”.  Quienes están, como ella, a favor del parto respetado, denuncian prácticas como la inducción del parto, la episiotomía (corte vaginal), la monitorización fetal electrónica, la epidural, romper las aguas antes de su rompimiento natural y la cesárea sin necesidad; además del trato y el entorno estresantes que pueden tener los hospitales.

pareja - casa rodante- embarazo-viaje

Un parto respetado es un proceso en el que la mujer es tratada con respeto, puede estar acompañada, y recibe información completa y adecuada. Además, los tiempos biológicos y psicológicos de la mamá y el bebé son respetados, evitando las prácticas invasivas innecesarias.
 
“Es importante agradecer la medicina occidental moderna y no podemos descartar la importancia de algún tipo de intervención cuando sea necesario (durante partos de alto riesgo y partos especialmente complicados). Pero tenemos que mantener la práctica médica honesta, y promover la salud de bienestar de la madre y el bebé. Y además de todo, recordar que el parto es por sí natural, el cuerpo de la mujer es perfecto y sabe parir”, señala Leticia.

Con información adecuada, responsabilidad y acompañamiento de parteras, Anahí nació y cambió la vida de la joven pareja que le habrá transmitido para siempre un mensaje de comunión con el mundo: “Queríamos que Leticia pariera en libertad, y que Anahí naciera en libertad. Y así fue”, dicen felices.  









Esta pareja salió de viaje y eligió tener su bebé en casa- recorrer el mundo
Fuentes:
Comentarios