Unas niñas oyeron sonidos en una tubería subterránea. Fue sorprendente lo que pasó después

Compartir
Unas niñas oyeron sonidos en una tubería subterránea. Fue sorprendente lo que pasó después

La sabiduría popular dice que "la curiosidad mató al gato", sin embargo, en esta oportunidad no sería totalmente así, pues el “gato” fue un corderito rescatado por dos niñas.  


[También te puede interesar:
Un estudio explica por qué amas a tu mascota como si fuera un hijo]  

En septiembre pasado, la hija de Nick y Marnie Zielinski, dueños de granjas Zed & Co en Victoria, Australia, paseaba por la granja con su mejor amiga cuando escucharon un profundo lamento.

Al escucharlo, no lo sabían, pero los lamentos eran de un corderito atrapado en una tubería. Inmediatamente, las niñas buscaron a los adultos para iniciar la operación de rescate.


Comenzaron a trabajar para rescatar de su encierro a lo que parecía ser un bebé cordero

Salvando al Cordero

La pequeña hija de Nick y Marnie Zielinski logró que sus padres las ayudaran, y estos junto al equipo de su granja rápidamente comenzaron a trabajar para en el rescate. A esta noble labor la bautizaron como "Operation Save Lamb" (Operación Salva al cordero, en español), los rescatistas primero quitaron parte del suelo para abrir cuidadosamente la tubería. Luego usaron un esmeril y palancas para tratar de abrirla.

Luego de varios intentos, intentando no herirlo, al verlo, una de las niñas exclamó "Puedo verlo... Todavía está vivo... Es negro".

Tras retirar cuidadosamente una parte de la tubería, ¡El pequeño cordero se salvó!

Todo el proceso de rescate fue grabado en la cámara y subido a la página de Facebook de la granja, Zed & Co Freerange Farms.

Sano y salvo

Una vez que el cordero estuvo a salvo, todos los pequeños congregados en lugar recibieron al corderito con abrazos.

Todo el proceso de rescate fue grabado y subido a la página de Facebook de la granja, Zed & Co Freerange Farms.

A raíz del rescate, el corderito ganó una familia y un nombre, lo bautizaron "Pipe-o". No se supo cómo se introdujo en semejante lío, pero ahora está sano y salvo.    

¡Estas niñas valientes son un ejemplo a imitar!


Fuente:
Comentarios