Fin del misterio: descubren que pasó con Amelia Earhart, la valiente piloto que quiso dar la vuelta al mundo

Compartir
Fin del misterio: descubren que pasó con Amelia Earhart, la valiente piloto que quiso dar la vuelta al mundo

La misteriosa desaparición en 1937 de la primera mujer piloto en dar la vuelta al mundo ha sido objeto de muchas teorías, pero recientemente la ciencia ha ayudado a develar el misterio. Los huesos encontrados en 1940 en la isla de Nikumaroro coinciden con las características de Amelia Earhart.  


[También te puede interesar: Una niña de 8 años construyó un calentador solar para su casa y fue premiada por los expertos]  

¿Quién fue Amelia Earhart?

Amelia Mary Earhart fue una aviadora estadounidense, célebre por sus marcas de vuelo y por intentar el primer viaje aéreo alrededor del mundo sobre la línea ecuatorial.

Desde pequeña, Amelia Earhart se involucraba en actividades que socialmente eran pensadas como "más típicas de los varones": escalaba árboles, se deslizaba en trineo y disparaba a ratas con un rifle. Tenía como pasatiempo reunir recortes de periódicos de mujeres famosas que sobresalían en actividades tradicionalmente protagonizadas por hombres.

En octubre de 1922 consiguió su primer récord de altitud al volar a 14 000 pies (4267 metros) de altura.​Para 1923 obtuvo la licencia de piloto de la Federación Aeronáutica Internacional, siendo la decimosexta mujer en recibirla.


Desde pequeña, Amelia Earhart se involucraba en actividades tradicionalmente atribuidas a los chicos

Último viaje y búsqueda

En 1935 Amelia Earhart comenzó a planear hacer un viaje alrededor del mundo. El Lockheed Electra 10E fue la máquina elegida. De haber completado su proeza,  marcaría dos hitos: la primera mujer en hacerlo y la mayor distancia posible circunnavegando el globo en su ecuador.

El 17 de marzo de 1937 inició su viaje en compañía de Freed Noonan como navegante.

El 2 de julio, a las 19:30 GMT se recibió el siguiente reporte: «KHAQQ llamando al Itasca. Debemos estar encima de ustedes, pero no los vemos... El combustible se está agotando...» A las 20:14 GMT el guardacosta recibió el último mensaje dando su posición; hacia las 21:30 GMT determinaron que el avión pudo haberse estrellado en el mar y entonces comenzó la búsqueda.

Se ha establecido que el aeroplano cayó de 56 a 160 kilómetros de la costa de la isla Howland
. Se vislumbró una chalupa, pero al final no se encontró nada. De acuerdo con los expertos, se cree que el avión pudo haber flotado debido a los tanques vacíos.

El presidente Franklin D. Roosevelt autorizó la búsqueda con 9 barcos y 66 aviones, una operación de un costo de 4 millones de dólares. Alrededor del 18 de julio el rastreo fue abandonado en el área de Howland.

Su esposo George Putnam buscó más ayuda para continuar, pero las esperanzas de encontrarlos fueron ya inexistentes. Un faro fue construido en 1938 en la isla Howland en su honor.

En 1940 unos restos se encontraron en la isla de Nikumaroro, sin embargo, los estudios de la época determinaron que pertenecían  a un hombre.

Los datos revelaron que los huesos tienen más similitud con Amelia Earhart que con el 99% de los individuos de la muestra

Fin del misterio

Este mes de marzo, un estudio científico reexaminó restos óseos descubiertos en 1940, y asegura que Amelia murió después de naufragar en la isla de Nikumaroro (donde se encontraron los huesos), a medio camino entre Hawaii e Islas Salomon.​

Richard Jantz, profesor emérito de antropología y director emérito del Centro de Antropología Forense de UT, reexaminó siete mediciones óseas realizadas en 1940 por el médico D. W. Hoodless, quien había llegado a la conclusión de que los huesos pertenecían a un hombre.

Jantz, usando varias técnicas cuantitativas modernas, incluyendo Fordisc, un programa de computadora para estimar el sexo, la ascendencia y la estatura a partir de mediciones esqueléticas, descubrió que Hoodless había determinado incorrectamente el sexo de los restos.

Los datos revelaron que los huesos tienen más similitud con Amelia Earhart que con el 99 por ciento de los individuos en una gran muestra de referencia
.  Ahora descansará en paz.

Fuentes:
Comentarios