¿Cómo hicieron Escocia y Australia para terminar con los tiroteos masivos?

Compartir
¿Cómo hicieron Escocia y Australia para terminar con los tiroteos masivos?

El lamentable hecho ocurrido en Miami la última semana abre nuevamente el debate, ¿acabarían los mortales tiroteos si se aplica un control en la venta de armas?  


[También te puede interesar: Qué es "el reloj del apocalipsis" y por qué fue adelantado dos minutos en 2018]  

El 14 de febrero se produjo un tiroteo masivo en la Escuela Secundaria Marjory Stoneman Douglas en Parkland, Florida, en el área metropolitana de Miami.

Diecisiete personas murieron y catorce más fueron hospitalizadas, convirtiéndola en una de las masacres escolares más mortales del mundo y el tiroteo más letal en una escuela secundaria en la historia de los Estados Unidos de América.

Nikolas Cruz, autor de la masacre, está bajo custodia de la Oficina del sheriff del Condado de Broward, acusado de diecisiete cargos de asesinato premeditado.

Este tiroteo abre nuevamente el debate del control de armas en ese país del norte, donde para comprar  medicinas se necesita prescripción pero comprar un arma puede hacerse sin mucho papeleo.

Se ha estimado que año a año, alrededor del 31% de todas las balaceras masivas se producen en Estados Unidos, a pesar de que ese país solamente tiene el 5 % de la población mundial.  


El tiroteo de Florida es una de las masacres escolares más mortales del mundo

En Escocia

En marzo de 1996, en la ciudad escocesa de Dunblane sucedió algo similar a lo ocurrido en Parkland: un hombre entró en un instituto primario y mató a 16 niños y a su maestra.

De la masacre surgió la determinación de hacer algo para evitar una tragedia de ese tipo. Se inició una campaña para prohibir la posesión privada de armas de fuego cortas. La petición recibió unas 700.000 firmas y las leyes cambiaron.

El vínculo entre la disponibilidad de armas de fuego y el número de personas muertas a tiros era evidente para los legisladores en Escocia y hasta hoy el público continúa firmemente a favor de la prohibición.

En Australia se lograron sacar de circulación unas 600.000 armas después de la masacre de Port Arthur en 1996

En Australia

Australia también implementó estrictas medidas contra la tenencia de armas tras una masacre en abril de 1996, cuando un pistolero abrió fuego contra un grupo de turistas en Port Arthur, Tasmania, y causó la muerte de 35 personas y heridas en otras 23.

Doce días después de la peor masacre en la historia del país, los gobiernos estatales y locales promulgaron amplias leyes para el control de armas. Más de 20 años después, esas políticas se reflejan en resultados positivos.

A los diez años de las restricciones, los homicidios por arma de fuego habían caído 59%. Las tasas de suicidios por las mismas causas bajaron aún más, al 65%.

¿Debería Estados Unidos aprender de estos países?

Fuentes:
BBC
Comentarios