Cómo crear alucinantes estampados con esta técnica milenaria

0
71.9K
Cómo crear alucinantes estampados con esta técnica milenaria
71.9K

El shibori es una de las primeras formas conocidas de teñido de tela. Esta técnica data del siglo 8 d.C y proviene de Japón, donde el color tradicional para teñir fue siempre fue el azul índigo. Hoy en día se sigue empleando esta técnica milenaria con nuevos colores y combinaciones, para crear hermosos estampados.


Hay un número infinito de maneras en que uno puede atar, plegar, torcer, comprimir y hasta coser las telas para crear diferentes tramas de shibori, y todas ellas tienen resultados distintos. Cada método se utiliza para lograr un resultado diferente y cada método también se utiliza para trabajar en armonía con el tipo de tela utilizada. Por lo tanto, la técnica utilizada en shibori no sólo depende de el patrón deseado, pero las características de la tela que se tiñe. También, se pueden combinar diferentes técnicas para lograr resultados aún más elaboradas, con más colores y más textura.

¡Aprende los pasos básicos a continuación!

Materiales

- Tintura para telas en polvo (anilina)
- Carbonato de sodio
- Tela de algodón 100%
- Una cubeta honda
- Broches de ropa
- Clips de ofcina (como los que se ven en la foto)
- Bandas de plástico
- Hilo
- Pedazos de madera (de todos los tamaños, no tan gruesos)
- Palitos de madera (como los que se usan para la comida china)
- Guantes de goma

Pasos a seguir

1. Mezcla la tintura en el cubo de acuerdo con las instrucciones del paquete o botella. 
Corta la tela de algodón del tamaño que desees. En este ejemplo de Alice and Lois, usaron pedazos de 45 cm x 45 cm.

2. La mayoría de las técnicas de shibori requieren una serie de pliegues básicos en forma de acordeón.Todos los diseños hechos en el ejemplo se iniciaron con ese pliegue de acordeón. Ver más técnicas de plegado que utilizamos para hacer toallas aquí.

3. Puedes probar haciendo los dobleces en forma de triángulo- doblando la tela en el mismo pliegue de acordeón, pero de manera tal que se genere esta forma.

4. Asegura los triángulos con 2 varillas y ata las mismas con bandas elásticas.

5. Con los broches de ropa: esto hace que el estampado sea más colorido, con más partes teñidas y menos blanco. Dobla la tela en forma de acordeón y luego dobla ésta por la mitad. Usando los broches, crea un patrón en ambos lados de la forma rectangular.

6. Clips de oficina: su uso es similar al uso de los ganchos de ropa, pero le da un más psicodélico y de más color.

7. Pedazos de madera : dobla la tela con el pliegue de acordeón. Una vez que estés satisfecho con esta parte, pon pedazos madera (con formas ovaladas o cuadradas) en el frente y en la parte posterior de la tela. Asegúralas firmemente con bandas elásticas o clips de oficina.

8. Pedazos de madera : dobla la tela con el pliegue de acordeón. Una vez que estés satisfecho con esta parte, pon pedazos madera (con formas ovaladas o cuadradas) en el frente y en la parte posterior de la tela. Asegúralas firmemente con bandas de goma o clips de oficina.

Sigue las instrucciones en la bolsa de carbonato de sodio y ponlo en la cubeta con agua. Usa guantes de goma para remojar las telas que has plegado. 

Dependiendo de qué materiales y formas decidas usar, las estampas y dibujos de la tela serán diferentes. ¡Pueden haber tantas formas como tu imaginación lo desee! Experimenta y juega con colores y materiales.

Para teñir las telas

Los elementos en madera se teñirán pero no te preocupes; si has ajustado bien las bandas elásticas las partes plegadas no se teñirán.

9. Usando los guantes, mete las telas en el cubo con la tintura. Empapa las telas durante un largo rato, en este ejemplo fueron sumergidas durante 45 minutos. Cada tintura es diferente, lee bien las instrucciones del paquete que tengas para lograr un color vibrante.

10. Quita las telas del tinte.

11. Enjuaga la tela varias veces con agua (o según lo que indiquen las instrucciones).

12. ¡Separa las telas y sorpréndete con los diseños que has creado! Luego, lava las telas en lavadora y sécalas en la secadora. La imagen a continuación muestra cómo queda el teñido con el método de acordeón triángulo.

El método Arashi, (visto en la foto de arriba), puede que sea la forma de teñido que más trabajo da, ¡pero los resultados valen la pena!

Envuelve un tubo de PVC con la tela y a sujétala con bandas elásticas o con un hilo tirante. A continuación, ve moviendo la tela hacia abajo de modo tal que la tela quede acumulada en uno de los extremos. El resto del proceso es el mismo que en el resto de las técnicas.


Ahora es el momento de crear. A continuación puedes aprender a hacer servilletas de tela sin costuras. Para esto, usa parches termo-adhesivos.

Recorta los bordes para que queden del tamaño que deseas. Corta los parches termo adhesivos para que coincidan en largo y en ancho con la tela. A continuación, dobla medio centímetro la tela y plánchala. También puedes coser los bordes con una máquina de coser pero lo más fácil es usar cinta de ribeteado adhesivo. 

Dobla nuevamente la tela, esta vez 1 centímetro. Corta el parche o cinta termo-adhesiva para que quepa debajo del dobladillo. Plancha sobre la tela para que quede adherido y prolijo.

Puedes usar la tela en diferentes formas para armar todo tipo de diseño para tu hogar. Usa shibori para cortinas, manteles o almohadones, ¡usa tu imaginación y anímate a probar esta fascinante técnica!

Fuentes:
Comentarios