Cómo calmar el dolor de muelas de manera natural

Lu B. por
0
31.7K
Cómo calmar el dolor de muelas de manera natural
31.7K

El dolor de muelas es uno de los más intensos que podemos experimentar. Puede deberse a la presencia de caries avanzadas que afecten los nervios del diente, a un absceso, a la salida de las muelas del juicio o a una pieza dental agrietada. También lo generan el dolor de oídos y la sinusitis. En el mejor de los casos, se tratará de un alimento que ha quedado entre los dientes y produce inflamación.


Si el dolor va acompañado por hinchazón y latidos en la zona afectada, deberías consultar con un odontólogo. De todas formas, cualquiera de estas opciones naturales te brindará alivio. No olvides que la clave para prevenir los dolores en la boca es una limpieza apropiada.

1. Clavo de olor

El eugenol presente en esta especia es un excelente sedante para los nervios inflamados. Además, funciona como antibacterial. Puedes aplicarla directamente sobre la encía de la muela dolorida durante algunos minutos. Otra opción es agregar cinco clavos de olor a una medida de enjuague bucal y hacer buches al menos tres veces al día con esta mezcla.

2. Sal

Su poder antiséptico ayudará en casos de abscesos o infecciones causadas por alimentos descompuestos. Mezcla medio vaso pequeño de agua con una cucharada de sal y haz gárgaras después de cada comida.

3. Ajo

Sus propiedades antibióticas y antiinflamatorias pueden mejorar las molestias generadas por las caries y reducir la hinchazón.

Aplica un poco de ajo fresco recién picado sobre la encía de la muela dolorida por 20 segundos. Escupe los restos y coloca un poco más hasta completar un minuto. Al principio, puede generar un poco de ardor.

4. Compresa helada

Aplica una compresa helada de forma externa sobre la zona de la mandíbula dolorida. Esto te ayudará a reducir la inflamación.

5. Perejil

Mastica unas hojas de perejil con las muelas doloridas. Haz esto varias veces al día para calmar el dolor.

6. Té negro

El ácido tánico que contiene funciona como analgésico desinflamatorio. Coloca una bolsita de té negro en agua para que libere la teína. Espera hasta que esté a temperatura ambiente y luego aplícala directamente sobre la zona dolorida. Puedes hacer esto varias veces al día.

Importante: Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.

Fuentes:
Comentarios