• F. Dentesamo 64, Rafaela, Argentina
  • Daniela
  • 0
  • 33

Descripción

Se suele decir que la técnica de kokedama es descendiente de la del bonsái. De hecho, se calcula que la técnica de este último se inició hacia el 700 AC en China, y la del kokedama hace unos 500 años en Japón. Comenzó hacia el 1600 AC partiendo del bonsai, es decir, de un árbol obligado a crecer en una bandeja con poca profundidad y con un estilo determinado. Así empezaron a tener plantas sólo en una bola de sustrato, con un plato debajo y con un estilo propio de bonsai, sustituyendo luego la bola de sustrato por una de musgo. Kokedama (Koke= musgo + dama= bola) significa “bola de musgo”. Se trata de una técnica japonesa que se basa en rodear las raíces de las plantas con una mezcla de sustrato especialmente pensado para cada especie, y musgo. Éstos le dan los nutrientes necesarios a la planta para su crecimiento, ayudan a retener mejor la humedad y a darle la contención que las raíces necesitan, ya que esta bola reemplaza a la maceta tradicional. 
Necesitan luz, se deben colocar en sitios luminosos pero que no les de la luz del sol directamente.
El riego depende del tamaño de la kokedama y del tipo de planta pero por lo general se riegan una vez cada dos semanas en invierno y dos veces a la semana en verano.  Para ello, sumergir la bola de musgo en un cuenco con agua y esperar a que dejen de salir burbujitas. Después se saca del cuenco y se deja escurrir el agua sobrante. Adicionalmente si el tiempo es muy seco, se puede pulverizar el musgo con agua para mantenerlo verde.

Etiquetas: jardinería, plantas
Esta página aún no ha hecho publicaciones en La Bioguía.
Comentarios