• candelaria goyenechea 4330 , Santiago, Chile
  • Begoña de Aretxabala
  • 0
  • 447

Descripción

Actualmente, los cementerios no contribuyen al desarrollo de la sociedad, puesto que no responden a las necesidades como la reducción del espacio en la urbe y el incremento de la natalidad y mortalidad. Tampoco contribuyen al medio ambiente, puesto que son edificaciones que erradican el espacio de áreas verdes a cambio de nuevas construcciones de cemento, acaparando el espacio.
Este es el cementerio del siglo XXI, un cementerio sostenible, en el cual se plantan árboles en véz de lápidas y mausoleos, generando una biodiversidad urbana. El proyecto se basa en que cada árbol se planta en conjunto con el abono de la ceniza del difunto. De esta manera se crea un espacio de encuentro que cambia la concepción del cementerio lúgubre, en el cual la gente quiera reunirse con los demás y compartir experiencias.
Un nuevo paradigma que permitirá que las personas convivan en un espacio que no solo tendrá la concepción de cementerio. Logrando concientizar sobre el medioambiente y el rol de los seres humanos.



Esta página aún no ha hecho publicaciones en La Bioguía.
Comentarios