Un espeluznante agujero negro no para de crecer y cada dos días devora un objeto del tamaño del sol

Compartir
Un espeluznante agujero negro no para de crecer y cada dos días devora un objeto del tamaño del sol

Un agujero negro es un área del espacio exterior donde se genera un campo gravitatorio tal que ninguna partícula - ni siquiera la luz- puede escapar de él. 


Pero, ¿alguna vez se había visto un agujero negro así? Astrónomos de la Universidad Nacional Australiana descubrieron ahora un espeluznante agujero negro. No se había tenido registro hasta ahora de otro que tuviera el mismo crecimiento acelerado de éste: se calcula que devora cada dos días una masa equivalente a la del Sol. 

[Lee también:  9 mitos sobre el espacio exterior que probablemente creías que eran verdad]


Este agujero negro se encuentra a más de 12.000 millones de años luz de distancia, tiene un tamaño equivalente al de unos 20.000 millones de soles y crece un 1% cada millón de años. Fue descubierto mediante el telescopio SkyMapper junto con el satélite Gaia de la Agencia Espacial Europea.

[Lee también:  Esta es la explicación más perturbadora de por qué no tenemos contacto con extraterrestres]

"Si este monstruo estuviera en el centro de la Vía Láctea, probablemente haría imposible la vida sobre la Tierra", señaló al respecto Christian Wolf, astrónomo de la Escuela de Astronomía y Astrofísica de la Universidad. Además indicó que el agujero negro crece con tanta rapidez que "brilla miles de veces más que una galaxia entera" por todos los gases que consume. Por eso, según se señala, de estar en el centro de nuestra Vía Láctea parecería 10 veces más brillante que una Luna Llena y "eliminaría" todas las estrellas del cielo.  

Agujeros negros como éste son muy raros, pero no se había observado antes su rápida extensión. Su descubrimiento, según señalan los científicos, podría ayudar a estudiar cómo se formaron las primeras galaxias en el Cosmos.

Fuentes:
BBC
ABC
Comentarios