Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Entretenimiento

Truco para limpiar las almohadas sin usar la lavadora

Aprende una manera sencilla para desinfectar tus almohadas en seco y sin utilizar productos tóxicos.

Entretenimiento

Truco para limpiar las almohadas sin usar la lavadora

Aprende una manera sencilla para desinfectar tus almohadas en seco y sin utilizar productos tóxicos.

Celeste Wagner

02/06/2016

Las almohadas y almohadones suelen ser, además de nuestras primeras aliadas a la hora de conciliar el sueño, un elemento importante de muchas decoraciones del hogar. Quedan muy bonitos en diferentes tonos y estampados sobre un sofá, dando un toque de comodidad y calidez.

Pero, así como sucede con otras superficies, las almohadas pueden favorecer la acumulación de ácaros, unos insectos muy pequeños que pueden generar alergia, erupciones o picazón. Además, al estar tan expuestas, suelen ensuciarse con facilidad, lo cual también favorece la proliferación de ácaros.

Para mantener tus almohadas limpias y desinfectadas puedes utilizar un sencillo truco que te permitirá evitar el uso de productos químicos y la lavadora, para ahorrar agua y cuidar el ambiente. 

limpiar las almohadas sin usar la lavadora

El producto que aprenderás a hacer tú mismo actuará como un desinfectante para limpiar las almohadas  y mantenerlas libres de ácaros y bacterias, especialmente cuando no cuentas con el tiempo suficiente para lavarlas.  

  • Media taza de bicarbonato de sodio (125 gr)
  • 10 gotas de aceite esencial de árbol de té
  • Un cepillo

Procedimiento

limpiar las almohadas sin usar la lavadora - bicarbonato y aceite esencial

1. En un recipiente, mezcla el bicarbonato de sodio con las gotas del aceite esencial. 

limpiar las almohadas sin usar la lavadora- en seco

2. Esparce la mezcla por la almohada. Déjalo reposar por una hora. 

3. Cepilla la tela para quitar el sobrante y colócala al aire libre antes de volverla a utilizar. 

¡Y listo! ¡Disfruta de tu descanso!