Tener poco sexo engorda, según la ciencia

Compartir
Tener poco sexo engorda, según la ciencia

Un mito ha sido popularizado gracias a Internet y la ciencia lo desmonta: “tener sexo engorda”. La ciencia se ha encargado de desmentirlo. Al contrario: es tener poco sexo lo que puede contribuir en un aumento, aunque sea ligero, de nuestro peso corporal.   


[También te puede interesar:
5 razones médicas para no consumir "la pastilla azul"]


Cuando se alcanza el orgasmo después del sexo, hay un aumento en los niveles sanguíneos de la hormona prolactina

Algunos estudios dicen que las mujeres aumentan de peso en sus caderas y senos en el momento en que comienzan a hacer el amor. Según algunos investigadores, esto puede deberse a la hormona prolactina que estimula el amor maternal y la producción de leche.

Especialmente cuando se alcanza el orgasmo después del sexo, hay un aumento en los niveles sanguíneos de la hormona. Y con la inclusión de humanos que sufren hiperprolactinemia (una condición donde uno tiene niveles crónicamente altos de prolactina), el aumento del nivel de prolactina en la sangre se ha asociado con el aumento de peso en algunas especies.

Lo que ocurre con esta investigación es que el nivel de prolactina en la sangre o la liberación de prolactina después del sexo es un aumento a corto plazo y no se puede utilizar o comparar una condición médica como la hiperprolactinemia. Es decir que el mito se vería derribado.

Al contrario, según Sapna Vyas Patel, PhD en Ciencias de la Nutrición y Dietética, no hay forma de que puedas ganar peso teniendo sexo. El sexo en realidad quema calorías. ¿Sabes que la gente tiene hambre después del sexo? La razón del hambre es que han quemado tantas calorías durante el acto que el cuerpo necesita reponerse.

no hay forma de que puedas ganar peso teniendo sexo. El sexo en realidad quema calorías

Beneficios

En realidad, el sexo hace bien a la salud y ayuda a mantenerse en forma:
 

  • Al tener relaciones sexuales tres o más veces a la semana, se reduce el riesgo de ataque cardíaco o accidente cerebrovascular en un 50%.
  • Una relación sexual enérgica quema alrededor de 150 a 200 calorías, que es casi lo mismo que correr 15 a 20 minutos en una cinta de correr o jugar un juego de squash enérgico.
  • La frecuencia del pulso, en una persona excitada, aumenta de aproximadamente 70 latidos por minuto a 150, la misma que la de un atleta que ofrece el máximo esfuerzo.
¿Sabías todo esto sobre las relaciones sexuales?

Fuentes:
Etiquetas: perder peso, sexualidad
Comentarios