Recetas para aprovechar lo que te sobra al hacer una leche de almendras, de coco o de avena

Compartir
Recetas para aprovechar lo que te sobra al hacer una leche de almendras, de coco o de avena

Hay muchas personas que evitan los lácteos en su dieta, ya sea porque tienen intolerancia a la lactosa, les generan inflamación intestinal, han escogido un modo de vida vegano, o bien simplemente no les resultan de su agrado. 


Por cualquiera de esas razones, o simplemente por una cuestión de gusto, las leches vegetales son una opción que cada vez más personas empiezan a incluir en su día a día. Además, tienen la ventaja de que pueden realizarse en casa, agregarle distintos ingredientes según el gusto personal de cada uno,  aportar una gran cantidad de nutrientes vegetales al organismo, y emplearse para cualquier preparación en la que normalmente usarías leche animal. 

[Lee también:  5 razones por la que deberías dejar de comer lácteos]

Dentro de las opciones disponibles, las de almendras, de coco y de avena son las más populares, ya que son muy simples de hacer y su sabor puede ser muy delicioso. Pero una vez que las haces, aún puedes aprovechar la pulpa que te ha quedado.

[Lee también:  Leches vegetales: beneficios y cómo hacerlas]

Aquí te compartimos algunas ideas para que lo aproveches y transformes en recetas sabrosas y naturales. 


Con la pulpa de almendra

Brownies de almendras sin harina

Ingredientes: 

  • Los restos de hacer una leche de almendras con 1 taza de las mismas. 
  • 4 huevos
  • 6 cucharadas de cacao amargo en polvo
  • 1/2 taza de panela orgánica 
  • 1/4 de cucharadita de sal
  • 6 cucharadas de aceite de coco
  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear
  • 1 cucharadita de vainilla 
  • 2 cucharadas de almendras picadas
Preparación: 

  1. Precalienta el horno y coloca papel apto para hornear en una bandeja. 
  2. En un bol, mezcla el cacao, la sal y el polvo para hornear. En otro recipiente, integra la panela y el aceite de coco derretido. Agrega los huevos de a uno, la vainilla, y la pulpa de las almendras que te ha quedado de la leche. Integra los contenidos de ambos recipientes y procesa. 
  3. Coloca la mezcla procesada en el molde. Ponle las almendras picadas por encima y cocina por aproximadamente 15 minutos, hasta que al introducir un palillo, éste salga seco.
  4. Deja enfriar y corta en pequeños cuadraditos. 

Crackers saladas de almendras

Ingredientes:

  • 1 taza de pulpa de leche de almendras
  • 1 cucharadita de albahaca deshidratada
  • 1/2 cucharadita de orégano 
  • 3 cucharadas de aceite de oliva 
  • 1 cucharada de lino
  • 2 cucharada y media de agua
  • Sal, ajo y pimienta, al gusto
Preparación:

  1. Muele las semillas de lino, previamente remojadas con agua. Cuela, agrega las cucharadas de agua y batir. Deja reposar por 5 minutos. Mientras tanto, precalienta el horno. 
  2. En un recipiente separado, mezcla la pulpa de almendras, la albahaca, el orégano, la sal, la pimienta, el ajo y el aceite. Espera 5 minutos y luego suma el lino. 
  3. Amasa con tus manos limpias, forma una bola y colócala en una bandeja con papel para horno (uno por encima y otro por debajo para que no se pegotee). Estírala con un palote. 
  4. Quita el papel de arriba y corta con un cuchillo formando los crackers. 
  5. Hornea 20 minutos de cada lado. 

Harina de almendras

Además, si quieres resolver de forma rápida qué hacer con la pulpa de almendras, puedes deshidratarla o bien hornearla hasta que se seque, transformándola en harina para usar en cualquier receta o para guardar en tu alacena. 

Con el coco rallado

Bocaditos de coco y cacao

Ingredientes: 

  • Lo que sobre de hacer 1 litro de leche de coco
  • 5 cucharadas de mantequilla de maní 
  • 3 cucharadas de aceite de coco
  • 3 cucharadas de semillas de chía
  • 3 cucharadas de cacao amargo
  • Panela a gusto
Preparación: 

  1. En un recipiente mezcla el coco con la panela, la chía, el aceite y la mantequilla. 
  2. Usa tus manos para armar pequeñas bolitas, como si fueran trufas. 
  3. En un platito, mezcla el cacao con un poco más de panela. Pasa tus bolitas por estos ingredientes, rodándolas con las palmas de tus manos. ¡Y listo! Ni siquiera necesitas cocinarlas. 
Galletitas 

Ingredientes:

  • Sobrante de la leche de coco
  • 1 cucharada de aceite
  • 4 cucharadas de azúcar integral
  • 100 gramos de avena
Preparación:

  1. En un bol mezclar todos los ingredientes y, si lo ves necesario, agrégale un poco de agua. 
  2. Forma las galletas con tus manos, colócalas en una fuente con papel para hornear y cocina por 20 minutos. 
[También puedes leer:  Galletas saludables para hacer en 5 minutos, con 2 ingredientes y aptas celíacos]

Con la avena

Albondiguitas de avena

Ingredientes: 

  • 150 gr de lo que te sobró de la leche de avena
  • 150 gr aprox. de pan rallado 
  • Un poco de salsa de soja
  • Curry, pimienta y sal, a gusto
Preparación:

  1. Poner todos los ingredientes en un recipiente y amasar hasta que quede formada una masa uniforme. Ve agregando pan rallado si necesitas que esté más seco, o un poquito de agua, si lo necesitas más húmedo. 
  2. Prepara las albondiguitas y cocínalas en una sartén con aceite de oliva o al horno. 
  3. Puedes acompañarlas con una salsa casera de zanahoria y tomate triturado. 

Galletitas con granola

Ingredientes:

  • Sobrante de la leche de avena
  • 1 banana madura
  • 1 cucharada de miel
  • Coco rallado (c/n)
  • Granola (c/n)

Preparación:

  1. Mezcla todos los ingredientes menos la granola, en un recipiente.
  2. Forma las galletitas con tus manos, pásalas por granola como si hicieras una milanesa, y hornéalas hasta que estén crujientes. 

Fuentes:
Comentarios