¿Qué es el "síndrome del copo de nieve" y cómo saber si lo tienes?

Compartir
¿Qué es el "síndrome del copo de nieve" y cómo saber si lo tienes?

Si sientes que eres más susceptible que los demás y tienes poco tolerancia a la frustración, puede que tengas el "síndrome del copo de nieve".


Este síndrome caracteriza a las personas que llegaron a la adultez en la década del 2010, es decir, define a una generación. Las personas que lo tienen suelen mostrarse muy sensible a los agravios.

Esto fue señalado por profesionales de las universidades como Yale, Oxford y Cambridge, quienes notaron estas cuestiones en sus clases, como una generalidad, y decidieron comenzar una investigación que aún está en proceso.

[Lee también:  9 cosas que enseñan los millenials y la Generación Z al mundo del trabajo]

Claro que esto no significa que todas las personas de la misma generación responden de igual forma, ya que siempre hay variaciones. Pero sí podría explicarse por un mismo contexto socio-cultural. En este sentido, pone en evidencia que el entorno (no solo familiar) incide en la conformación de las identidades. Sería interesante seguir indagando en qué contextos sociales específicos aparece este síndrome y a qué cuestiones históricas podría responder.

Según se afirma, quienes tienen este "síndrome" han sido criados, en general, por padres sobreprotectores, que los ubicaron siempre en el centro de su mundo, como si fuera una "burbuja". Por eso es común que vean cualquier "amenaza" externa como capaz de desatar una catástrofe.

La comodidad y seguridad es el modo en que aprendieron a vivir. Por eso, además, cualquier obstáculo es visto como una frustración, y suelen ofenderse si las cosas no salen como esperaban. Eso puede llevarlos, a menudo también a victimizarse y depositar la responsabilidad en los demás. Suelen además, padecer de estrés, ansiedad o depresión.

[Lee también:  Los niños nacidos después del 2000 serán "Los fundadores" de un nuevo orden]

¿Cómo reconocer si tienes el "síndrome copo de nieve"?

  • No toleran críticas.
  • Se desaniman si se equivocan. 
  • Pueden ser egocéntricas. 
  • Se ofenden si otro/s piensan diferente.
  • Viven con miedo. 
  • Pueden llorar muy fácilmente. 
  • Magnifican los problemas.
  • Suelen victimizarse. 
  • Les cuesta hacerse cargo de problemas. 
  • Suponen que siempre habrá alguien para ayudarlos. 
  • Les cuesta hacer cosas solos. 
  • Abandonan si ven algún obstáculo.
  • Son hipersensibles. 

¿Te sientes identificado o crees que alguien que conoces es así?

Importante:
Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.

Fuentes:
Etiquetas: sindrome
Comentarios