¿Por qué deberías cambiar el café por el té durante algún tiempo?

Compartir
¿Por qué deberías cambiar el café por el té durante algún tiempo?

Cada cierto tiempo vemos la guerra mediática en contra de ciertos alimentos y bebidas. Hace muchos años el huevo se convirtió en el enemigo número uno gracias al colesterol. Hoy se ha reivindicado e incluso está en la dieta diaria de millones de personas.


Lo mismo sucedió con el café. Hace unos años fue condenado y comparado con adicciones como el tabaquismo o el alcoholismo. Sin embargo, aunque sí tiene propiedades adictivas, la idea de que tomar más de dos tazas era increíblemente peligroso para la salud hoy fue desmentida, tanto que se incita a tomar tres tazas diarias para mejorar la salud.  


café té

 A pesar de eso, el té siempre ha tenido buena reputación y aunque el café ya no sea satanizado como hace unos años, tal vez estas razones te hagan cambiar tu café matutino por alguna variedad de té que puedes encontrar fácilmente en cualquier supermercado.  


Es bueno para tus dientes

té bueno para los dientes

A diferencia del café, que tiene una mala reputación por manchar los dientes a largo plazo, el té, consumido en proporciones razonables, incluso protege tus dientes de bacterias y los hace más resistentes.  Sin embargo, también puede mancharlos.

Previene distintos tipos de cáncer

Té previene cáncer

El emperador Shennong de la antigua China escribió de los beneficios del té hace más de 5 mil años. El café ayuda contra el cáncer de mama, próstata, piel o hígado. Por su parte el té, ayuda en contra del cáncer de pulmón y aunque decían que podía provocar cáncer de esófago, parece que incluso lo previene (en mujeres hasta en un 60%).  

Te activa más

tomar té mañanas

La energía que te da el té no se siente de golpe como la del café, pero la cafeína, así como sube, baja. Por eso cuando el efecto del café pasa (y pasa rápido), vuelves a sentirte cansado. Mientras que el té es perfecto para comenzar un día calentando motores y durar mucho más tiempo animado.  

Aunque eso diría que tomar café en las noches es mejor para un último esfuerzo, estudios han demostrado que los bebedores de té duermen mucho mejor que los de café.  

Es bueno para tu piel

bueno para tu piel

La periodista Lindsey Rose Black cambió el café por té verde durante una semana y los cambios en su piel fueron notorios a simple vista. No siguió el experimento porque ama el café, pero si una semana producen resultados notorios, imagina un mes. Los antioxidantes del té son mucho mejores que los del café y te hidratan mucho más.  

Regula la insulina

té insulina

El té verde hace que el cuerpo responda mucho mejor a la insulina y los bajos niveles de azúcar, es bueno para prevenir diabetes tipo uno y dos.  

¿Necesitas más? El té es mejor para bajar de peso, protege tus huesos, reduce el estrés y así como el café, es bueno para prevenir enfermedades mentales. Intenta cambiar por dos semanas de café a té y cuéntanos cómo te fue.

Fuentes:
BBC
Comentarios