¿Podremos un día ser inmortales? Los matemáticos dan la respuesta

Compartir
¿Podremos un día ser inmortales? Los matemáticos dan la respuesta

Eliminar o retrasar el envejecimiento es un desafío que se han planteado científicos de distintas áreas. Sin embargo, investigadores estadounidenses han concluido que, incluso con nuestros mejores genes, es imposible retrasar el envejecimiento.  


[También te puede interesar:
Un estudio explica por qué el alcohol hace más fácil hablar un idioma extranjero]  

Un estudio publicado este mes en Proceedings of the National Academy of Sciences presenta el primer modelo general de la interacción entre la competencia intercelular, el envejecimiento y el cáncer.


El envejecimiento es una característica fundamental de la vida multicelular

El estudio, desarrollado por investigadores de University of Arizona, muestra que el envejecimiento es una característica fundamental de la vida multicelular (organismos humanos). La comprensión actual de la evolución del envejecimiento sostiene que el envejecimiento se debe a la debilidad de la selección para eliminar los alelos que aumentan la mortalidad solo al final de la vida.

Estas teorías implícitamente dejan abierta la posibilidad de que, si los alelos causantes de la senescencia pudieran identificarse, los efectos del envejecimiento podrían mejorarse o retrasarse indefinidamente.  

Hipótesis


Para los investigadores, la principal duda era si el envejecimiento es una característica fundamental e intrínseca de la vida multicelular.

Muchas células mutantes que no invierten estado físico del organismo (fenotipo) tienen una ventaja
selectiva sobre las células que sí lo hacen.

Si se produce una competencia intercelular, tales células "tramposas" o "desertoras" pueden proliferar y desplazar a las células "colaboradoras", con consecuencias perjudiciales para el organismo multicelular.

El cáncer, una de las principales causas de muerte en humanos a tasas que aumentan con la edad, es una manifestación obvia de la proliferación de células “tramposas”.

Los organismos multicelulares envejecerían incluso si la selección fuera perfecta

Descubrimiento
El modelo desarrollado, aunque es totalmente compatible con la teoría actual, hace una afirmación más fuerte: los organismos multicelulares envejecerían incluso si la selección fuera perfecta. Es decir, podemos mejorar nuestra calidad de vida y hasta retrasar el envejecimiento, pero nunca será posible hacer al ser humano inmortal.

La competencia intercelular elimina las células no funcionales, también puede seleccionar las células que no cooperan. Por lo tanto, la competencia intercelular crea un doble enlace ineludible que hace que el envejecimiento sea inevitable en los organismos multicelulares.

Fuente:
Etiquetas: cáncer, envejecimiento
Comentarios