Luis Martinez Ambientalista advierte posible Catastrofe ambiental en el Rio Paraná

231
Luis Martinez Ambientalista advierte posible Catastrofe ambiental en el Rio Paraná
231

Luis Martinez Ambientalista Correntino

La crecida del río Paraguay y las intensas lluvias amenazan con una catástrofe ambiental que podría afectar a toda la región, alcanzando las aguas del río Paraná.


Las aguas del río Paraguay están a pocos metros de alcanzar el predio donde se encuentra el vertedero municipal de Cateura, que contiene un líquido altamente tóxico.

El vertedero es el sitio principal en que se depositan los desechos de la ciudad de Asunción. Lleva en funcionamiento casi tres décadas y según las autoridades paraguayas se encuentra en el final de su vida útil, por lo que se analizan nuevos proyectos para la basura.

El predio cuenta con una enorme pileta que contiene unos 100 millones de litros de lixiviados, nombre que se le da al líquido que producen los desechos, el cual es altamente tóxico y cancerígeno.

El vertedero está a pocos metros de ser alcanzado por las aguas del río Paraguay, generando un desastre de magnitudes incalculables no sólo en dicho cauce sino también en las aguas del Paraná.

Esto provocaría un impacto ambiental tremendo matando toda fauna íctica y otros productos pesqueros, la biodiversidad completa. La contaminación puede afectar de dos formas al se humano : consumo directo del agua o indirecto, a través de productos ya contaminados como la fauna ictícola que habita en el medio

Las islas del río Paraná poseen una variada flora autóctona. Esta ha sido profundamente modificada por la acción humana, principalmente en el Delta Inferior donde se realizaron los primeros asentamientos humanos y se ubicó posteriormente la mayor parte de la población deltaica. Los bosques de las riberas, situados en los albardones, fueron los primeros en desaparecer.

La modificación de las características naturales de las islas, con la consecuente destrucción de la vegetación nativa, ha hecho retroceder significativamente a los ambiente naturales y a toda su fauna asociada.

 La contaminación de las aguas por desechos cloacales e industriales afecta a los cursos de agua vecinos a las grandes ciudades. Sin duda la zona más afectada es la del corredor Santa Fe-Buenos Aires, donde se encuentra la mayor concentración poblacional e industrial del país. La falta de un tratamiento adecuado de los afluentes contaminantes acarrea periódicamente mortandades masivas de peces y graves problemas sanitarios a las poblaciones costeras. La caza y la pesca desmedida, que muchas veces no respeta épocas de veda, se ve favorecida por la falta de control en toda la región. Esto significa una fuerte y permanente presión sobre las poblaciones de animales silvestres. La caza en el Delta ha llevado a la desaparición de especies como el Yaguareté y a puesto en peligro de extinción al Lobito de Río y al Ciervo de los Pantanos.

 Dentro de la fauna natural se encuentran los Bagres, Pejerreyes, Dorados, Bogas, sábalos, Surubí, Patì, Pacù; Manguruyù y Pirà Pità.

Estas especies se encuentran en un estado crítico y de las dos últimas mencionadas ya no se consiguen ejemplares.

Durante los últimos años se ha notado un importante aumento de obras de infraestructuras en el área del bajo delta. Estas obras, principalmente barrios privados, producen un gran impacto en el ecosistema, ya que drenan y rellenan enormes superficies de áreas inundables. A todo esto se le debe sumar la construcción de puentes, como el recientemente terminado, que une las ciudades de Rosario (Santa Fe) y Victoria (Entre Ríos), y la construcción de endicamientos que alteran el régimen hidrológico y los procesos de inundación en amplios sectores del Delta. El Delta es un complejo sistema de humedales, con un dinámico sistema de drenaje de aguas, cualquier alteración sobre este mecanismo, podría traer consecuencias en el corto, mediano y largo plazo. Los impactos podrían modificar los actuales cursos de agua, podrían ocasionar la alteración de la dinámica de nutrientes, cambios en los actuales procesos de sucesión vegetal, el anegamiento de campos productivos y áreas habitadas y la pérdida de biodiversidad.

Comentarios