Esta es la verdadera apariencia de Jesús y es muy distinta a lo que imaginas

Compartir
Esta es la verdadera apariencia de Jesús y es muy distinta a lo que imaginas

Un nuevo libro revela información inesperada sobre la verdadera apariencia de Jesús y parece que cambiará todo lo que creemos saber al respecto.


Y es que al imaginar a Jesucristo normalmente imaginamos a una persona de aspecto típicamente europeo: alto, blanco y de cabello claro, una imagen que se ha popularizado durante siglos y que ha sido inmortalizada en obras de arte como La última cena de Leonardo Da Vinci.

[Lee también: Este texto de más de 1.200 años revela algo inesperado sobre Jesús]


apariencia de Jesús
La apariencia europea de Jesús ha sido inmortalizada en obras de arte como "La última cena" de Da Vinci.

Sin embargo, la realidad aparenta ser bastante distinta y estos nuevos conocimientos están respaldados por hallazgos arqueológicos e históricos. Joan Taylor, historiadora y profesora de estudios religiosos del King’s College de Londres redibuja el aspecto físico del hijo de Dios en su reciente libro titulado ¿Cuál era la apariencia de Jesús? (en inglés: ¿What did Jesus look like?).

Según el libro, Jesús tendría la apariencia de un hebreo ordinario de la época. En concreto, mediría alrededor 164 cm de altura, estatura promedio de un hombre de Judea contemporáneo a Jesús.

Tendría cabello oscuro, ojos marrones y color de piel aceitunado. Por si fuera poco, no tendría tampoco el pelo ni la barba larga que imaginamos, pues para evitar los piojos los hombres mantendrían su cabello corto.

apariencia de Jesús
Esta es una aproximación de la verdadera apariencia de Jesús, más cercana al hebreo promedio de la época.

Esta apariencia es sin duda muy distinta al retrato clásico de Jesús y dista mucho de la apariencia caucásica a la que estamos acostumbrados. "Creo que reconoceríamos a Jesús simplemente como alguien de apariencia muy pobre", afirma Taylor.

[Podría interesarte: Jesús en el abismo, esta misteriosa estatua de Jesús en el fondo del mar desconcierta a los expertos]

Como dato curioso pero significativo, la razón por la que Jesús es visto históricamente con apariencia europea es el papa Alejandro VI en el siglo XVI y su persecución a los judíos romanos, la etnia a la que pertenecía Jesús. Hasta esas fechas Jesús era descrito como un típico hombre de Judea, pero Alejandro XI quería que la imagen de Jesucristo se pareciera a su hijo, Cesar Borgia.

apariencia de Jesús
La apariencia caucásica de Jesús esta basada en Cesar Borgia, hijo de papa Alejandro VI.

Si bien es muy difícil que este nuevo retrato cambie la imagen que millones de personas se han formado de Jesús durante siglos, puede dar lugar a nuevas representaciones del hijo de Dios, basadas en hechos científicos verificados y no en creencias o manipulaciones.

Y tú, ¿estás de acuerdo con esta imagen de Jesús? ¿O para ti siempre tendrá la apariencia blanca europea que nos han enseñado siempre? Dinos lo que piensas.

Comentarios