Esperando nuestro despertar.

Compartir
Esperando nuestro despertar.

Terapia asistida con caballos.

Se habla de ellos por su fuerza, su belleza, su esplendor.... pero ahora a llegado el momento de hablar de su energía.


El caballo nos acompaña desde hace millones de años, los primeros símbolos  se remontan a la prehistoria, y a las primeras civilizaciones. los primeros escritos datan del tercer milenio a.C, donde los historiadores descubrieron tablillas de pizarra en Elam (actual Irán e Irak).
El caballo es un mito universal. En Europa lo conocemos desde que encarnó al caballo alado Pegaso de poderosas alas, los corceles de Apolo, y muchos más o también el caballo de ocho patas del dios nórdico Odín. En india el caballo está representado en los corceles del dios del sol hindú,.

Muchas leyendas mencionan que el caballo es clarividente y capaz de percibir a los humanos con poderes mágicos. Ningún otro animal le ha dado al hombre la libertad física de movimiento que el caballo le ha dado. El caballo ha sido el medio de transporte del ser humano hasta que se inventaron los coches y el ferrocarril.
Si te sientes atraído a Caballo, sientes un poder en tu espíritu que a veces es difícil de controlar. Caballo es un símbolo de lealtad y devoción, de amor y fe.

 El caballo simboliza poder, gracia, belleza, nobleza, fuerza vital y sobre todo libertad. 

Durante las ultimas décadas se han utilizado estos animales como terapia de rehabilitación. Pero su poder va mucho mas allá, cuando la persona entra en contacto con su energía, accede directamente a su propio inconsciente conectando con su autentico yo. Es realmente mágico observar a las personas fundirse en la mirada eterna de sabiduría que posee este animal. 

Como en su lenguaje corporal, cuando detecta algún bloqueo o alteración emocional aparta la mirada. El caballo es cien por cien emocional vive el momento y lo que siente lo expresa. No miente, ni juzga, no pone etiquetas, esta allí observándote como lo lleva haciendo desde hace  millones de años.

"Ellos aun siguen esperando nuestro despertar". 
 

Siempre observando, nuestra evolución.
Comentarios