Energías

702
Energías
702

Energías renovables

Los nuevos desafíos energéticos        


Hace algunos días se ha celebrado en París, la XXI Conferencia Internacional sobre el cambio climático, en la cual diferentes países del mundo se comprometieron a llevar adelante políticas energéticas para contribuir al cuidado del planeta.

Para comprender mejor la importancia de lo acontecido, es que hoy queremos compartir con ustedes cuales son los mecanismos de generación de energía utilizados y los que se encuentran en desarrollo.  

Para esto vamos a dividirlos en dos grupos: Energías no renovables y energías renovables.  

Las energías no renovables son aquellas que se obtienen de fuentes de energía que se encuentran en cantidades limitadas en la naturaleza. Se pueden producir mediante combustibles fósiles: carbón, petróleo, gas natural. O mediante combustibles nucleares: Uranio o Plutonio.  
Los combustibles fósiles se utilizan para producir electricidad en centrales térmicas o termoeléctricas, mientras que los combustibles nucleares para producirla en centrales nucleares.  
La generación de este tipo de energías produce emisiones de gases contaminantes en la atmósfera, aumento del gas invernadero, la perforación de la capa de ozono y en algunos casos catástrofes ambientales producto de accidentes.                        

Las energías renovables a diferencia de las anteriores se obtienen de fuentes naturales que pueden considerarse como inagotables, ya sean por la inmensa cantidad de energía que contienen, o porque son capaces de regenerarse por medios naturales.  
Entre las energías renovables se cuentan:  

1 Energía
eólica:
Es la energía obtenida a partir de las corrientes de viento.
Este tipo de energía es utilizada para producir energía eléctrica mediante dispositivos llamados aerogeneradores que transforman la energía cinética del viento en energía eléctrica.  
La energía cinética del viento es generada por efecto de las corrientes de aire al desplazarse de áreas de alta presión hacia áreas de baja presión.

2 Energía
geotérmica:
Es aquella energía que puede ser obtenida mediante el aprovechamiento del calor del interior de la Tierra.
Parte del calor interno de la Tierra llega a la corteza terrestre. En algunas zonas del planeta, cerca de la superficie, las aguas subterráneas pueden alcanzar temperaturas de ebullición, y, por tanto, servir para accionar turbinas eléctricas o para calentar.  

3 Energía
hidroeléctrica:
La energía potencial acumulada en los saltos de agua puede ser transformada en energía eléctrica. Las centrales hidroeléctricas aprovechan la energía de los ríos para poner en funcionamiento unas turbinas que mueven un generador eléctrico. Esta es una fuente energética limpia para la que se necesita construir la infraestructura adecuada que permita aprovechar el potencial disponible con un costo nulo de combustible.
El problema de este tipo de energía es que depende de las condiciones climatológicas.  

4 Energía
mareomotriz :
Se obtiene aprovechando las mareas.
Mediante su empalme a un alternador se puede utilizar el sistema para la generación de electricidad, transformando así la energía mareomotriz en energía eléctrica.  

5 Energía
solar:
Es la energía obtenida del sol a partir de la captación de las radiaciones que este emite. La intensidad de energía disponible varía en diferentes puntos del planeta, siendo las variables a considerar el día del año, la hora, la latitud y las condiciones atmosféricas.
Esta energía es utilizada para calentar comida o agua, (energía solar térmica) y para generar electricidad (energía solar fotovoltaica).
Los principales dispositivos que se usan en la energía solar térmica son los calentadores de agua y las estufas solares.
Mientras que para generar electricidad, se usan células solares, las cuales son los elementos primarios de lo que se conoce como paneles solares.
Estas células solares son las encargadas de transformar la energía solar en energía eléctrica.  

6 Energía
Undimotriz:
Es la energía que permite la obtención de electricidad a partir de energía mecánica generada por el movimiento de las olas.  

7 Biomasa:
Es una forma de energía renovable que surge a partir de los seres vivos o sus desechos, como pueden ser las plantas, seres humanos y animales.
Se trata de la materia orgánica e inorgánica que se produce a partir de un proceso biológico y que puede ser aprovechada y convertida en combustible.      

8
Biocombustible:
El biocombustible es una mezcla de sustancias orgánicas que se utiliza como combustible en los motores de combustión interna.
Deriva de la biomasa y pueden sustituir parte del consumo en combustibles fósiles tradicionales, como el petróleo o el carbón. Los más usados y desarrollados son el Bioetanol y el Biodiésel.  

Esta es una breve descripción de cada uno de los sistemas, para poder comprender que es posible la utilización de mecanismos de generación de energía alternativos a los que convencionalmente se utilizan, y de esta manera contribuir a cuidar el medio en el cual habitamos.  

El mundo está cambiando constantemente, y necesita de cambios de estrategias, de repensar como vivimos y que hacemos ante las nuevas problemáticas.   Que se haya logrado un acuerdo entre países es un gran paso, pero pensar en que rol cumplimos cada uno de nosotros en la sociedad para generar nuestro propio acuerdo con el medio ambiente… quizás debería ser un ejercicio a realizar.

Arq. Adrian Maciel Co-Fundador de RIÔ| Diseños sustentables

Comentarios