Conectando con mi saber

Compartir
Conectando con mi saber

Por alguna extraña razón, la propuesta de Existenzial sobre conectar con “el camino del artista, ese libro de Julia Cameron que nos ayuda para desarrollar la metodología del cuentacuentos, en clave programa, me llama la atención y me inspira para escribir o volver a mirar con amor a este blog que alguna vez abri y nunca segui vaya a saber por cuantas razones mentales.
Recuerdo que, mientras estudiaba teatro, la exresion de mi desde algun lugar ludico y divertido, me llevó por primer vez a conocer a esta mujer tan especial.
Hoy re-conecto con Julia, mujer que en un tiempo, en su vida, tiene un pequeño problema. Ella es guionista de Hollywood. Lo curioso es que su creatividad esta intimamente ligada a los excesos, al alcohol. Su relato es que  cuando estaba sobria no había creatividad, y tiene que elegir entre la carrera profesional y la vida.
Julia decide por la vida, y atraviesa por una incertidumbre creativa, su propio desierto creativo, y es alli en ese llano y vacio que crea, en donde desarrolla una metodología que despierta, nutre y hace vibrar la creatividad desde la sobriedad.
Puedo decir, ahora que esbozo estas palabras que es una metodología que cualquier persona, con intereses creativos puede llevar a su practica diaria, sin necesidad de incentivos externos, sin sustitutos externos creativos o motivadores como drogas, alcohol, sin aplausos externos o animadores externos que mentirosamente lleven a viva voz el VAMOS TU PUEDES!!!

Destaco 2 elementos en el plan de Julia, Dos que posiblemente se convierten en TRES, ese número mágico que tanto me gusta, no hay dos sin 3 o por si acaso se relacione con mi numero ALMICO, con el juego, la diversion y el disfrute.

A por el numero UNO, un EJERCICIO DE CONTINUIDAD, relacionado con el desarrollo personal, ya la persona desarrolla su creatividad en paralelo con el desarrollo de su confianza en sí misma, su poder personal, y una relación amplia de temas. Julia linkea la creatividad con el desarrollo personal.

El numero DOS, el REFUERZO DEL GRUPO, la creatividad,  lo opuesto a lo que nos vienen vendiendo acerca de los artistas creativos y geniales que son uraños, solitarios y por tanto sus obras, SOLO, sus obras terminan siendo sublimes por el hecho de hacerlos en la soledad de sus cubiculos. Todo se potencia en el grupo, con personas que ejercen como espejos creyentes, personas que creen y animan tu creatividad personal, en un movimiento que es de ida y vuelta el famoso FEEDBACK, el retroalimentarnos para nutrirnos y conjugar la suma de todas nuestras partes en una SINERGIA que fluye multidireccionalmente retroalimetandonos, Seria el verbo APOYAR:  yo te apoyo, tú me apoyas, él te apoya, nosotros nos apoyamos, ...., y en racimos creativos, agrupaciones que se apoyan y que pueden crecer en una inmensa nube inacabable de relaciones creativas y sustantivas.

Nuesta amiga, ya para entrar en confianza, la bella y generosa JULIA, vincula la creatividad de la persona a entornos de trabajo grupales, dos bien y el tercer elemento sale de un ajá personal, un “me caí de arbol de los sueños..” y no me maté, al re-leer los DOCE capítulos del método.

Veamos estos doce capitulos, sumados con otros 12 enunciados, que tienen otro origen, y que encuentro en el Libro “el Lenguaje del Adiós”, para ver si les encontramos una correlación, 12 enunciados, sí, ni más ni menos que “los 12 pasos de Alcohólicos Anónimos”. (estamos completos de doce pasos, podriamos mencionar a otros autores como Jose Luis Parise que tiene 11 por que es un numero maestro a lo mejor):

  • 1. recuperar una sensación de seguridad (El camino...)
  • 1 Admitimos que éramos impotentes ante el alcohol, que nuestras vidas se habían vuelto ingobernables
  • 2. recuperar una sensación de identidad (El camino...)
  • 2. llegamos al convencimiento de que un Poder Superior podría devolvernos el sano juicio
  • 3. recuperar una sensación de poder (El camino...)
  • 3. decidimos poner nuestras voluntades y nuestras vidas al cuidado de Dios, como nosotros lo concebimos.
  • 4. recuperar una sensación de integridad (El camino...)
  • 4. sin miedo, hicimos un minucioso inventario moral de nosotros mismos.
  • 5. recuperar una sensacion de posibilidad
  • 5. admitimos ante Dios, ante nosotros mismos y ante otro ser humano la naturaleza exacta de nuestros defectos.
  • 6. recuperar una sensación de abundancia (El camino...)
  • 6. estuvimos enteramente dispuestos a dejar que Dios nos liberase detodos esos defectos de carácter.
  • 7. recuperar una sensación de conexión (El camino...)
  • 7. con humildad le pedimos que nos liberase de nuestros defectos
  • 8. recuperar una sensación de fortaleza (El camino...)
  • 8. hicimos la lista de todas aquellas personas a quienes habíamos ofendido y estuvimos dispuestos a reparar el daño que les causamos.
  • 9. recuperar una sensación de compasion (El camino...)
  • 9. reparamos directamente a cuantos nos fue posible el daño causado, excepto cuando el hacerlo implicaba perjuicio para ellos o para nosotros.
  • 10. recuperar una sensación de autoprotección (El camino...)
  • 10. continuamos haciendo nuestro inventario personal y cuando nos equivocábamos, lo admitíamos inmediatamente.
  • 11. recuperar una sensación de autonomía (El camino...)
  • 11. buscamos a través de la oración y la meditación mejorar nuestro conocimiento consciente de Dios como nosotros lo concebimos, pidiéndole sólo que nos dejase conocer Su voluntad para con nosotros y nos diese la fortaleza para cumplirla.
  • 12. recuperar una sensación de fe (El camino...)
  • 12. al obtener un despertar espiritual como resultado de estos pasos, tratamos de llevar este mensaje a los demás y de practicar estos principios en todos nuestros asuntos.
Se puede apreciar la extraña correlación entre los puntos que he resaltado, o simplemente me los he imaginado como interrelacionados, me abro a pensar que tal vez Julia haya encontrado en AA una tabla de salvación para su vida y entonces esta idea deja de ser totalmente descabellada.
Julia fue asistida en varios grupos de personas que tenian su mismo problema, fue aprendiendo y aplicando, hasta aprehender, hasta hacer suyo ese método, y posteriormente lo regala humildemente a otras personas que, como ella, han pasado por un proceso de sequia creativa, por ese desierto incierto del ¿y ahora que?Es una sequía que se ha centrado en la creatividad, pero se manifiesta en todos los mundos en los que formamos parte.Su aprendizaje intimo es un regalo a modo de gratitud por el cambio y transformacion profundas.
Cumpliendo con el paso 12 de la organización que le ha ayudado “a obtener un despertar espiritual como resultado de esta practica, trata de llevar este mensaje a los demás, a practicar estos principios en todos nuestros asuntos".
Nos invita a hacer de la vida un camino, que pudiendo ser ejemplo o un relato mas de una experiencia profunda y regenerativa, asi compartido con otras personas, con grupos de personas, espejos creyentes, se convierte en un gozo enorme de gratitud.



Y aqui tenemos el elemento TRES, que hace desde mi punto de vista “el camino del artista” un libro espectacular, porque Julia comparte el regalo recibido, un camino SIN MENTE, dista muchisimo de ser una elucubración mental.  Es sin lugar a dudas, un camino con corazón, un camino verdadero, sentido y profundo, de grandiosa conexion interna, un camino de regreso a casa, el viaje de un heroe que a pesar de tantas penurias sigue firme en el proposito y regresa con la gloria de haber estado en el foso del dolor y el terror de su propia oscuridad y recoge mas luz y mas intensidad amorosa para retornar al lugar de origen. Julia liga la creatividad con un camino bueno, bello y verdadero, los TRES bienes de este transito hermoso al que todos podemos acceder.Y como ha sido siempre en mi vida y asi lo he planeado otrora, y tal vez sea de otra manera mas sencilla hoy,  después del ajá??, me caigo de..., y siempre me levanto y sigo en pie, mi PROPOSITO es mas grande que mi caida y DIOS es mi guia siempre por los siglos de los siglos. Y me pongo de pie y veo mis pasos uno a uno, una vez mas, y comparto esa experiencia luminosa en mi corazon.



bien, dos bien, tres bien, que dirían los franceses....


Comentarios