Cómo reconocer una pancreatitis antes de que sea demasiado tarde

Compartir
Cómo reconocer una pancreatitis antes de que sea demasiado tarde

El páncreas es una glándula de gran tamaño que se encuentra detrás de nuestro estómago. Se encarga principalmente de producir enzimas que contribuyen con la digestión y hormonas que regulan nuestros niveles de azúcar.


La inflamación del páncreas se conoce como pancreatitis, y dependiendo de su gravedad puede ser una condición bastante seria de la que todos debemos cuidarnos. Se diferencia entre pancreatitis aguda y crónica, y algunos de los síntomas más comunes son los siguientes.

  • Dolor en la parte superior del abdomen que empeora después de comer
  • Dolor abdominal que se irradia hacia la espalda
  • Abdomen hinchado
  • Fiebre, náuseas y vómito
  • Pérdida de peso (crónica)
  • Heces aceitosas y con olor muy fuerte (crónica)

El dolor abdominal es uno de los síntomas comunes.

Ahora, ¿cuáles pueden ser las causas de la pancreatitis? Estas son algunas de las condiciones previas que pueden hacernos vulnerables.

  • Cálculo biliar
  • Fibrosis quística
  • Niveles excesivos de calcio o triglicéridos en la sangre
  • Enfermedades autoinmunes y cirugías abdominales
  • Infecciones y golpes fuertes en el abdomen

Como mencionamos anteriormente, al complicarse la pancreatitis puede ser una condición bastante seria que puede poner en peligro nuestra vida.

Algunos de los síntomas más avanzados pueden incluir la infección del páncreas, la aparición de residuos de líquidos y tejidos en otros órganos del cuerpo, la falla de los riñones, problemas respiratorios, desnutrición e incluso diabetes si ocurre daño en las células que producen insulina.

Sufrir fibrosis quística nos hace vulnerables a la pancreatitis.

Cómo prevenirla

Entonces, ¿qué podemos hacer para disminuir nuestro riesgo de sufrir un páncreas inflamado? Si bien no podemos reducirlo a cero, el riesgo disminuye en personas que tienen dietas bajas en grasa, con muchos vegetales, frutas, granos integrales y proteínas magras.

Y por encima de todo: reducir el consumo de alcohol.

  • Se estima que el 90% de los casos de pancreatitis crónica están relacionados con el consumo excesivo de alcohol y debe ser la primera medida cuando se desea prevenir la pancreatitis, sobre todo cuando hay antecedentes familiares de la enfermedad.

Ante cualquier síntoma preocupante, la prioridad debe ser visitar a un especialista para confirmar o negar la presencia de una enfermedad.

Importante: Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal. 

Fuentes:
Etiquetas: salud
Comentarios