Cómo eliminar las durezas de los pies con aspirinas

296.7K
Cómo eliminar las durezas de los pies con aspirinas
296.7K

Aunque los pies son nuestro principal medio de transporte y la base que nos mantiene unidos a la tierra, muchas veces solemos descuidar de su salud.


En ellos se encuentran los puntos reflejos de los órganos de todo el cuerpo, por eso las rigideces, contracturas o entumecimiento de las articulaciones pueden ser signo de otros problemas de salud en general. Puedes, con sólo verlos, saber qué dicen los pies sobre tu salud

Las durezas se producen cuando la piel se engrosa en defensa de una fricción o presión reiterada, generando incomodidad o dolor. Por eso, una de las causas más comunes es el uso de calzado inadecuado. Las malas posturas corporales y el sobrepeso también pueden facilitar la aparición de durezas.

Para eliminar las durezas en los pies puedes realizar un sencillo y económico tratamiento que combina el ácido salicílico de las aspirinas con el jugo de limón para eliminarlas más fácilmente y dejar tu piel suave limpiándola, a la vez, de todas las células muertas.


Materiales necesarios

-4 aspirinas
-1 limón
-1 cucharada de agua
-Una toalla
-1 piedra pómez

Procedimiento

1. Muele las aspirinas con ayuda de un tenedor o mortero.
2. Corta el limón y exprímelo par obtener su jugo.

3. Agrega el jugo de limón con las aspirinas, el agua y mezcla hasta obtener una pasta.

4. Esparce el preparado sobre las durezas y cubre los pies con una toalla tibia.
5. Deja actuar durante 15 minutos.

6. Enjuaga tus pies con agua tibia y utiliza la piedra pómez para eliminar por completo las durezas.

Luego sigue un mantenimiento de lavado, hidratación y masajes. Conoce, además, otras maneras de eliminar las durezas en tus pies

Consejos para cuidar tus pies

1. Presta atención a tus pies. Observa si presenta cambios de tonalidad o temperatura. Controla, además, las grietas o cortes de la piel. El desprendimiento de la piel en la planta de los pies o entre los dedos podría implicar la presencia de hongos que será necesario que trates.
2. Elige calzado adecuado a tu pie, forma de caminar y actividad que realices.
3. Lava y masajea tus pies regularmente. Siempre procura secarlos completamente.
4. Corta las uñas de forma recta, pero no muy cortas, especialmente las esquinas.

Nota: Las personas con diabetes o problemas circulatorios deben consultar a su médico antes de realizar cualquier tratamiento.

Fuentes:
Etiquetas: aspirina, durezas, pies
Comentarios