Cómo detectar un ACV

Compartir
Cómo detectar un ACV

Las enfermedades cerebrovasculares son una de las principales causas de muerte en todo el mundo. Sin embargo, la mayoría de las enfermedades relacionadas con vasculopatías se pueden prevenir actuando sobre los factores de riesgo de la siguiente manera:


- Realizar actividades físicas de forma regular.
- Evitar la inhalación activa o pasiva de humo de tabaco.
- Consumir una dieta rica en frutas y verduras.
- Evitar los alimentos con muchas grasas, azúcares y sal.
- Mantener un peso corporal saludable.
- Evitar el consumo nocivo de alcohol.
- Visitar al médico regularmente.

Sin embargo, por más que se intente prevenirlos, los accidentes cerebrovasculares (ACVs), pueden ocurrir de todos modos. En esos casos, es importante saber identificar rápidamente los síntomas. Estos son los más comunes:

- Pérdida súbita de la conciencia.
- Debilidad, por lo general unilateral (de un solo lado del cuerpo).
- Pérdida de fuerza muscular en los brazos, las piernas o la cara.
- Aparición súbita, generalmente unilateral, de entumecimiento en la cara, las piernas o los brazos.
- Confusión, dificultad para hablar o para comprender lo que se dice.
- Problemas visuales en uno o ambos ojos.
- Dificultad para caminar, mareos, pérdida de equilibrio o coordinación.
- Dolor de cabeza intenso de causa desconocida.
- Debilidad o pérdida de conciencia.

Si una víctima de un accidente cerebrovascular es atendida dentro de las tres primeras horas, se podrían llegar a revertir totalmente los efectos de un derrame cerebral. Lo ideal es poder reconocerlo, diagnosticarlo y conseguir que la persona sea atendida por un profesional tan rápido como sea posible.

A la hora de intentar identificar un ACV, es importante entender que a veces los síntomas no son claros para quien lo padece. Es por eso que es fundamental conocer esta serie de preguntas/ ejercicios para comprobarlo:

- Pídele a la persona que sonría.
- Pídele a la persona que elabore una frase simple y coherente ("me llamo (X)", por ejemplo)
- Pídele que levante ambos brazos.

Si la persona tiene dificultad con cualquiera de estas tareas, llama a la ambulancia de inmediato.

Este es otro método para identificar un ACV:
1. Pídele a la persona saque la lengua.
2. Si la lengua está “torcida”, es decir, que se va hacia un lado, entonces la persona puede estar teniendo un ACV.

Otro método es la prueba llamada FAST (rápido en inglés) para reconocer los signos de un ACV. Responde a las siguientes iniciales:

F = FACE (cara) Pídele a la persona que sonría. ¿Un lado de la cara está caído?
A = ARMS (brazos) Pídele a la persona que levante ambos brazos. ¿Un brazo se desvía hacia abajo?
S = SPEECH (habla) Pídele a la persona que repita una oración simple. ¿El discurso suena arrastrado o extraño?
T = TIME (tiempo) Si observas alguno de estos signos (de forma independiente o todos juntos), llama de inmediato a emergencias.

Importante: Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.

Fuentes:
Comentarios