Convierte una camiseta vieja en una bolsa en solo 10 minutos

Lu B. por
2
6.8K
Convierte una camiseta vieja en una bolsa en solo 10 minutos
6.8K

Todos tenemos nuestras camisetas favoritas. Si la tuya ya está demasiado gastada, puedes darle una nueva vida y seguir usándola como una bolsa. Hacerlo te tomará sólo 10 minutos y no deberás coser.


Recuerda siempre llevar una bolsa de tela contigo para evitar el uso de bolsas plásticas. 

Materiales

- Una camiseta vieja (cuanto más gruesa sea la tela, más resistente será la bolsa)
- Una tijera bien afilada
- Un rotulador de tinta lavable (opcional)

Instrucciones

1. Corta las mangas de la camiseta. Si la tela no es muy gruesa, puedes doblarla al medio y cortar ambas a la vez, de manera tal que queden idénticas. En caso contrario, puedes cortar una y luego doblar la camiseta al medio para usar el corte que ya hiciste como guía.

2. Corta el escote. Para que quede más prolijo, puedes dar vuelta la camiseta y delinear el contorno de un recipiente redondo. Usa la marca como guía para recortar.

3. Si todavía no habías dado vuelta tu camiseta, deberías hacerlo ahora. Decide dónde quieres que termine tu bolsa y traza una línea recta para marcarla. Recuerda que es probable que se estire cuando la llenes. Esto dependerá del tipo de tela de la prenda.

4. Toma tu tijera y corta flecos en la parte de abajo de la camiseta. Éstos deberían llegar hasta la línea que trazaste en el paso anterior.

Corta en ambos lados de la camiseta. Hazlo de manera tal que los flecos tengan un ancho de aproximadamente 2 cm.

5. Toma los dos primeros flecos (el de atrás y el de adelante) y anúdalos. Luego, ata dos pares más. Haz esto hasta atar todos los flecos.

Si levantas tu bolsa, verás que, aunque los nudos cierran la abertura, queda un hueco entre cada uno. En la imagen de arriba verás que hay tres nudos. Para cerrar los agujeros, deberás tomar una hebra del medio (la flecha que apunta a la izquierda) y atarla con la hebra que está a su izquierda (la flecha que apunta a la derecha). Luego, deberás tomar otra hebra del medio (la flecha que apunta a la derecha) y atarla con una del par que se encuentra a la derecha. Haz esto a lo largo de de toda la bolsa.

6. Cuando termines, vuelve a dar vuelta la camiseta y tendrás tu bolsa lista.

Fuente:
Comentarios