Como abandonar tu zona de confort

128
Como abandonar tu zona de confort
128

Abandona tu zona de confort

“No recordamos los dias, recordamos los momentos” dice una imagen en mi casa, y se trata de una gran verdad. Lamentablemente los quehaceres cotidianos nos hacen olvidarlo, y nos vemos envueltos en un espiral de rutinas que en realidad han sido autoimpuestas, y es que al ser humano suele autolimitarse, bloquearse y autocastigarse. Nuestra mente, que no se calla nunca, tiende a calcular probabilidades pesimistas, actua centrada en el pasado. Todos los juicios, criticas, calculos de probabilidades y proyecciones que hace nuestra mente, se basan en experiencias pasadas propias o ajenas, la mayor parte de las veces en experiencias que nos han resultado tristes o negativas. De ahi que muchas veces nos encontramos pensando que las cosas siempre nos salen mal, que es mejor no intentarlo.Una de las principales caracteristicas de nuestra mente, es que tiende a la comodidad, esto se traduce en que va a hacer lo imposible por evitar el riesgo de salir de su zona de comfort. Si ya tenemos algo, para que arriesgarlo por algo mejor, mejor conformarnos con lo que tenemos. Entonces nuestros proyectos o ideas se ven bloqueados por mil y un razones que nuestra mente nos va a presentar, desde la idea de que no somos tan buenos, de que hay personas mas talentosas que nosotros, y el que diran. El temor al ridiculo es una de las armas favoritas de nuestra mente para bloquearnos.

La raiz de todas las limitaciones humanas, y la razon por la que no todas las personas son exitosas radica en el miedo. Pero que es el miedo?, es la sensacion que nos produce la idea de salir de nuestra zona de confort porque desconocemos que hay mas alla. El miedo se acentua con los años, y se disfraza de falsa responsabilidad, y falsa madurez en frases como “ya no estoy en edad para eso”, “te parece a mi edad comenzar algo” “ya estoy grande para hacer locuras”. La razon por la que se acentua con los años radica en lo que comentaba en el comienzo del articulo, las experiencias pasadas, somos como un libro que acumula experiencias, pero lamentablemente desde que nacemos se nos programa para recordar con mayor avidez las experiencias negativas en lugar de las positivas: “cuidado” es una de las palabras favoritas de todo padre o madre “cuidado te vas a caer” “cuidado eso es peligroso”, entonces recordaras con mas facilidad, aquel accidente de bicicleta, que los muchos atardeceres en la playa con tu familia. El cumulo de experiencias negativas se traduce en miedo, y nuestra mente entonces creera que nos protege manteniendonos limitados. La educacion que damos a nuestros hijos es ciertamente lo que le da el tono positivo/negativo a la voz de su mente. Es muy comun encontrar adultos que repiten una y otra vez a los niños que la vida es dura, eso sinceramente me aterroriza. La vida es lo que decidimos que sea todo depende del color del cristal con el que se mire.
Lo bueno es que de la misma manera que entrenamos cualquier musculo de nuestro cuerpo, o que desarrollamos un habito, por ejemplo el leer antes de dormir, podemos entrenar nuestra mente, para que en lugar de atormentarnos con ideas negativas haga lo opuesto. En un principio vamos a descubrir que el proceso de entrenar nuestra mente se torna como una especie de batalla, en la que podemos incluso discutir con nosotros mismos. Es probable que nuestra mente busque boicotearnos, entonces debemos obligarnos a desechar esos pensamientos negativos y sustituirlos por afirmaciones positivas, del tipo “yo puedo” “yo valgo” “yo merezco”. Podemos pararnos frente a un espejo y repetir estas afirmaciones hasta que acallemos las voces negativas que nos envia nuestra mente. Con entrenamiento llegara un momento en el que nuestra mente automaticamente nos devolvera un pensamiento positivo, y la idea de que todo sera bueno y estara bien nos llenara por completo.
La vida es actitud, y todo absolutamente todo dependera de ella. Si nos enfocamos en mantener una actitud positiva a cada momento de nuestra vida, notaremos que todo fluye de mejor manera y nos invadira una enorme sensacion de libertad.
No se trata de no pensar, sino de educar el pensamiento para que actue de forma productiva. Cada instante es unico e irrepetible y como lo menciono en mi articulo “Entropia” la vida es una sucesion de primeras veces que no regresaran, entrenar nuestra mente bajo esta idea, nos permitira disfrutar del momento, sin atormentarnos ni por el futuro, ni por el pasado. Podremos disfrutar de cada color, cada aroma, cada instante, y atesorarlos. Por supuesto cosas no tan positivas pasaran, pero las encararemos de otra manera, sin torturarnos, sin deprimirnos, buscando imprimir luz y no hundirnos en las sombras. Sin temor al fracaso y sin temor al ridiculo tendremos el valor de abandonar nuestra zona de comfort con facilidad.
Gracias por leerme.

Comentarios