A sus 40 años cambió por completo su figura sin dietas milagrosas y cuenta sus 6 secretos

Compartir
A sus 40 años cambió por completo su figura sin dietas milagrosas y cuenta sus 6 secretos

Una joven madre decidió cambiar de rutina alimenticia y ahora es una profesional de la salud y la alimentación.  


Dicen que lo mejor es "comenzar por casa", y eso fue lo que hizo. Así que cambió por completo sus hábitos de alimentación y ejercicio, y los resultados fueron bastante satisfactorios. Ahora, cuenta sus secretos para que cualquiera los pueda aplicar, o tomarlos como inspiración para encontrar su propio nuevo estilo de vida.

[También te puede interesar: Científicos afirman que los alimentos ecológicos reducen el sobrepeso]


Belinda Norton

Belinda Norton es una madre soltera con dos niños de 12 y 10 años de edad. Hasta la fecha, ha escrito 3 libros relacionados a la alimentación balanceada y vida saludable.  

Sin embargo, no siempre ha sido así. En el pasado, Belinda tenía unos kilos demás, hasta que un día decidió que eso no continuaría y cambió por completo su estilo de vida y de alimentación.

Belinda y su hija

Sus consejos

  • Ejercicios cardiovasculares muy temprano
De acuerdo a Norton, lo ideal es llevar adelante una rutina de ejercicios cardiovasculares de 30 minutos sin haber ingerido ningún alimento.

  • En circuitos
Una de las claves para entrar en forma fue hacer sesiones repetidas entre 10 y 15 veces cada una -tres días a la semana- de circuitos de velocidad con inclusión de peso y estiramiento. "Circuitos de 40 minutos aumentan tu masa muscular. No es necesario más", remarcó Norton en una entrevista.  

  • Comer varias veces al día
Aunque parezco curioso, sobre esto la hoy coach nutricional expresó "Las mujeres, sobre todo, necesitan seis comidas al día para estabilizar su metabolismo, por lo que es muy importante hacerlo". Desde su perspectiva, en caso de saltearse una de las comidas, los niveles de azúcar suben y ocasionan ansiedad y un peor estado de ánimo, que luego se ponen de manifiesto en el cuerpo.  

  •  Alejarse del alcohol
Norton señala que durante los diez primeros días de cambio de rutina es indispensable una alimentación sana y, el alcohol queda afuera -o casi-. "El alcohol está bien un viernes por la noche o en una fiesta especial, pero hay que tratar de evitarlo el resto de la semana. La gente suele olvidar la gran cantidad de azúcar que tiene el vino. Reemplazalo por agua y vas a ver los resultados", comentó. 

  • Abdominales
"Si lo que quieres es una verdadera tabla de planchar, tienes que mirar con lupa lo que tomas y comer de manera sana o todo ese ejercicio no tendrá resultados", señaló. Según ella, los mejores ejercicios son los que "trabajan en ambos lados y las planchas con peso en las piernas". A diferencia de los abdominales clásicos, las planchas sirven para fortalecer otras zonas como la espalda, los brazos y los glúteos.  

  • No limitarse a la balanza
Normalmente, en medio de un cambio de hábitos, la balanza se vuelva más una obsesión que un aliado, que su revisión sea constante, varias veces por día y que de ahí surja la desesperación por ver resultados. Para ella, lo recomendable es pesarse una vez por día, siempre a la misma hora, desnudo o con poca ropa, para conocer la evolución que se tuvo una vez terminada la semana. 

 [También te puede interesar: Descubren una nueva increíble propiedad del aguacate]  

Fuentes:
Comentarios