5 secretos sobre la ley de atracción que pocos saben y pueden terminar con tu infelicidad

Las cosas no son gratis en la vida. Desear algo no hará que inmediatamente lo consigamos, sin embargo, la mente es más poderosa de lo que pensamos. Esos son los principios básicos de la ley de atracción.

Nosotros, con nuestros pensamientos, deseos e intenciones, atraemos todo a nuestra vida. Así, los pensamientos negativos e incluso tristes nos hacen vivir experiencias negativas y tristes, mientras que la mentalidad positiva nos ayuda a seguir adelante hacia un mejor camino.  

Este caminar por la vida ha tenido distintos nombres a lo largo de la historia y en este momento se le conoce como la ley de atracción. Miles de personas han visto que su vida cambia con tan solo pequeñas modificaciones en su actitud, forma de pensar e incluso de desear las cosas. Estos secretos, trampas o atajos, son una forma de por fin cambiar ese círculo de vicios y errores del que parecemos no salir. 

Hace algunos años esta corriente se ha puesto, por decirlo de alguna manera, de moda, así que quizás ya sabías algo de esto. Pero justamente, con la popularización se han perdido algunos principios básicos y concretos. Recuérdalos, ¡y ya nada te detendrá!    

1. Necesitas aclarar la mente antes que nada

Ábrete a nuevas oportunidades de entenderte. Lo externo es imprescindible, siempre necesitas estudiar, leer y comunicarte, pero intenta conocerte a través de la meditación o la escritura autocrítica. Despeja las dudas de quién eres y qué quieres. La sociedad de hoy está fundamentada en varios pilares y uno de ellos es el de la publicidad, que te ahorra estas tareas y te dice quién eres, aléjate de una idea que tal vez has tenido toda tu vida.   

2. El universo omite el NO

Si tú piensas que NO quieres algo, el universo negará el no y lo tomará como algo que sí quieres. Así, si piensas que no quieres volver a llegar tarde, lo más seguro es que la ley de atracción trabaje para que llegues tarde. Piensa en absolutos positivos, piensa que sí llegarás temprano, que sí conseguirás ese aumento o que sí saldrás adelante en un momento difícil.   

3. Enfócate en los deseos, no en las metas

La mente es maravillosa y necesitas hacer que tus metas y pensamientos estén ligados a un objetivo final. Crea un plan de vida, observa qué puntos necesitas alcanzar y conlleva tu vida para que eso sea un fin y no un medio.   

4. Actúa como ganador desde el principio

No finjas que tienes el auto de lujo que deseas tener, pero trata al que tienes ahora como si fuera esa preciada joya. Si crees que la felicidad máxima llegará cuando tengas suficiente dinero para siempre estar con tu familia y no preocuparte por el trabajo, usa los días de descanso para vivir ese lejano sueño y olvídate de cualquier otra distracción. Piensa siempre que ya cumpliste tus metas y deja que ese estado de felicidad te llene y motive para realmente alcanzar tus sueños.   

5. Hay que fluir con los acontecimientos

El cambio es bueno y la vida siempre te llevará por caminos que no conoces, pero al final de todo terminará donde lo deseabas. Si trabajas constante y cambias hacia una actitud positiva, lo más probable es que consigas todo lo que quieres mucho antes de lo esperado.   Para que la ley de atracción funcione, hay que confiar y dejarse llevar en algunos momentos: puede que parezca que todo va hacia el lado opuesto, pero es así como llegaremos al punto final por un camino alternativo. Si apenas comienzas a andar, ya quieres detenerte porque no sabes si es la dirección segura, nunca irás a ningún lugar. 

La ley de atracción no es fácil de lograr. Los cambios de actitud y pensamiento son cuestiones complejas que lleva tiempo perfeccionar. La meditación, simpatía y empatía son esenciales para lograrlo.

Fuentes:
Etiquetas: