5 errores que cometes al viajar y deberías evitar

Compartir
5 errores que cometes al viajar y deberías evitar

Viajar, como muchas otras cosas, ha cambiado radicalmente en los últimos años. Antes, una agencia de viajes se encargaba de planificar todo para el viaje. Por una considerable suma de dinero, los viajes eran sencillos. Te recogían en el aeropuerto, te llevaban a un hotel en el que siempre podrías hablar tu idioma o por lo menos inglés, te transportaban a sitios de interés y recreación y al final regresabas al aeropuerto con nada más que buenos recuerdos.  


[Lee también:  Estas empresas pagan por viajar y parece ser el trabajo soñado]

Ahora la cortina se ha levantado, mostrando que eso no era más que un privilegio de algunos. Más personas viajan y gracias a Internet lo hacen sin necesidad de agencias que arreglan todo. Lo bueno es que la gente se interesa mucho más por otros aspectos al viajar, pero lo malo es que se cometen demasiados errores que realmente necesitas evitar.  

¿Cuáles son los errores que cometes al viajar? 

Empacar de más

empacar de más

El primer error casi siempre es un hecho. Empacar es difícil, pues tienes la idea de que cada prenda es indispensable. Tal vez incluso visualizas la foto con el conjunto y el fondo, pero de verdad, si quieres viajar mucho mejor, empaca lo esencial. Asegúrate de conocer el clima del lugar al que irás y sólo lleva lo que estás seguro de usar mientras estés allá.  

[Lee también:  21 formas de ahorrar rápido para el viaje de tus sueños ]


No investigar el país al que viajas

turistas sentados

Tal vez realmente quieres ir a Francia o Italia y crees que sabes mucho de su cultura, pero existe la posibilidad de que sólo sepas lo que sucedió en París o Roma. Cada país, como el tuyo, es un abanico de culturas, pueblos, acentos y hasta gastronomías.  

No esperes que los estereotipos sean ciertos y que toda la población cumpla el estándar que tienes en tu cabeza. Edúcate acerca de lo más importante de la historia y costumbres del país, las frases que más te pueden ayudar e incluso las estafas más comunes en esos lugares.  

No ser considerado con la cultura

memoria

Una de las cosas más importantes de tu investigación debe ser acerca de las diferencias entre tu cultura y la que visitas. Tal vez en tu país la cuenta se puede dividir, pero en la India está prohibido; en Japón no debes dejar propina porque es un insulto para ellos; o en Tailandia no debes apuntar con tus píes a otra persona.

No importa la religión que practiques, visitar otras culturas y aprender de sus creencias, además de ser una experiencia estética, es realmente iluminador, pero siempre ten cuidado de ser respetuoso, no tengas miedo de preguntar cómo actuar e incluso moverte en determinados sitios. Sobre todos, no cometas el error de tomarte selfies en lugares solemnes. El mejor ejemplo es el de la gente que las toma en el monumento a las víctimas del Holocausto en Alemania.  

Tener cada minuto planificado y viceversa

correr

Viajar a otro lugar puede ser estresante, sobre todo si viajas solo. Tal vez quieres saber qué harás cada minuto para sentir que tienes el control, pero así le robas la esencia al viaje. Necesitas dejarte llevar, tener idea de cuáles serán tus movimientos –siempre dejarle saber a alguien en casa en qué ciudad estarás o a dónde te moverás-, pero no es recomendable tener un itinerario para cada minuto del día.  

Por otra parte, lanzarte a la aventura sin saber qué esperar, a dónde llegar o qué es lo que te espera sólo se recomienda a viajeros experimentados que tal vez ya conocen el lugar o que viven viajando.

Querer conocer todo

viaje

Un viaje es una de las mejores cosas que te pueden pasar en la vida y es entendible que quieras usar cada minuto para conocer todo lo que te sea posible, pero debes dejar tiempo para el descanso. Toma un día o unas horas de cada día para relajarte, pasar una noche en un bar o simplemente caminar por las mismas calles que ya conociste. No quieras que tu itinerario sea una carrera contra el tiempo para conocer todo lo que te sea posible.  

Tal vez si tienes sólo una semana para recorrer uno o más países puedas hacerlo, pero después de eso necesitas tomarte descansos, pues la mente también se estresa y al final estarás agotado física y mentalmente. Ésa es la peor forma de regresar a casa .  

No dejes que los viajes se conviertan en problemas, no hagas el ridículo en el extranjero y no insultes a las personas. Aprende su cultura, experimenta, disfruta, diviértete y comienza a planificar el siguiente viaje.  

Fuentes:
Etiquetas: Errores, turismo, viajar
Comentarios