4 señales de que es hora de cambiar las cosas en tu relación

Compartir
4 señales de que es hora de cambiar las cosas en tu relación

Alguna vez tuve una relación en la que las cosas comenzaron a enfriarse poco a poco; fue tan lento el proceso que todo pasó casi inadvertido para los dos. Las cosas no marchaban mal, simplemente esa intensidad con la que nos veíamos al principio se fue convirtiendo en normalidad. Lo sabíamos y entendíamos que es normal en todas las relaciones, pero estuvimos apunto de llegar a sentirnos aburridos.  


[Lee también:  El test de John Gottman para saber si conoces a tu pareja]

Un día, sabiendo que no teníamos compromisos, la sorprendí con un viaje sorpresa al bosque. Pude haber escogido la playa, que le encanta, y sabía que todo era una especie de cliché salido de una película romántica, pero sin duda funcionó. A partir de entonces nuestra relación regresó a tener esa chispa del principio y sin duda abrió nuevas cosas para los dos.  

 Hay momentos en los que las relaciones parecen perder su esencia. No dejes que eso suceda con la tuya.  Conoce 4 señales de que es hora de cambiar las cosas en tu relación


1. Si es la tercera vez que posponen un plan

plan

El trabajo, los amigos, el gimnasio y muchas otras cosas pueden hacer que tengan que posponer un plan, pero cuando las cosas comienzan a tomar más importancia que su tiempo juntos, deben ver si es algo que habrían aceptado con anterioridad. Sorprende a tu pareja con algo fuera de lo habitual para intentar recuperar la calidad del tiempo juntos. 

[Lee también:  Según los psicólogos, estas son las frases que indican que ya no te aman]

2. Si no recuerda cuándo se besaron con pasión

Tal vez una relación estable de años vea esto como algo infantil, pero las relaciones que llevan poco tiempo deben tener cuidado de no dejar apagar esa pasión. Un beso apasionado, un momento de intensidad que surge de la nada siempre es bueno para los dos. No dejen que esas cosas se pierdan en la rutina y los besos sean solo cuestión de saludo y despedida.  

3. Si el silencio deja de ser bueno

ignorarse

Algo increíble de estar en una relación es que pueden pasar horas hablando, pero cuando hay silencio, no es incómodo. Si no puedes estar en silencio con tu pareja, puede ser un problema. Cuando ese silencio deja de ser algo con armonía y se transforma en una fforma de expresar tensión, hay que buscar soluciones.   

4. Si dejan de preguntarse lo básico

pregunta

Las conversaciones siempre te llevan por distintos caminos, pero hay cosas que siempre se preguntan en la vida en pareja. Cuando ya no te interesa saber cómo estuvo su día, qué es lo que le pasó o cómo se siente (no de una forma obsesiva, sino por genuino amor), las cosas pueden enfriarse más rápido de lo que crees. Éstas son las cosas que crean resentimientos que nadie nota al principio, pero que poco a poco se acumulan y terminan siendo un gran problema.  

La comunicación es lo que más puede ayudarlos, pero también recuerden que los detalles, los planes espontáneos y más son buenos para mejorar su relación. No se trata de postergar el cambio, eso es inevitable, pero incluso las buenas relaciones pueden durar más de 50 años sin perder ciertas cosas que las mantienen jóvenes por siempre.

Fuentes:
Etiquetas: amor, parejas, relaciones
Comentarios